Proyecto busca eximir productos de uso exclusivo por las mujeres del pago del IVU

La Comisión de Asuntos de la Mujer presidida por la Senadora Itzamar Peña, recomendó la aprobación del Proyecto del Senado 850 de la autoría del Portavoz senatorial del Partido Independentista Puertorriqueño (PIP), Juan Dalmau Ramírez. El proyecto busca eximir los productos de uso exclusivo por las mujeres, específicamente los ginecológicos, de higiene personal femenina y de extracción y/o preservación de leche materna, del pago del Impuesto sobre Ventas y Uso (IVU).

El líder independentista manifestó, “Es inconcebible que las mujeres, encima de que se ven obligadas a pagar por bienes que los hombres no necesitan para mantener su salud, higiene y un nivel de vida adecuado, además tengan que pagar impuestos sobre ellos. Es inaceptable continuar validando lo que, en la práctica, equivale a un impuesto vergonzosamente discriminatorio sobre la feminidad. Por esa razón es menester que la Asamblea Legislativa exima los productos ginecológicos, de higiene personal femenina y de extracción y/o preservación de leche materna del pago del IVU. De esta forma, ayudamos a crear condiciones de igualdad entre hombres y mujeres en la vida económica y social, al evitar la imposición de gravámenes injustos sobre las mujeres”.

El proyecto le requiere al Secretario de Hacienda que dentro de un término de 120 días a partir de la aprobación de esta Ley, exima mediante reglamento a los productos de uso exclusivo por las mujeres, específicamente los productos ginecológicos, de higiene personal femenina y de extracción y/o preservación de leche materna, del pago del Impuesto sobre Ventas y Uso.

“El tributo sobre Ventas y Uso que el Estado impone a los artículos de uso exclusivo por las mujeres -tales como los productos ginecológicos, de higiene personal femenina y de extracción y/o preservación de leche materna- es una contribución que los hombres, por definición, no pagan de manera directa. La extensión de un impuesto de aplicación general a artículos de consumo ineludible, y dirigidos a uno de los sexos de manera exclusiva, implica la creación de un sistema tributario disimuladamente discriminatorio, desligado de la realidad social y perpetuador de la estratificación a base de sexo”, concluyó Juan Dalmau.

¿Aún no estás suscrito a Microjuris? Házlo aquí. ¿Necesitas cumplir con tus créditos de Educación Jurídica Continua? Házlo en nuestra sección de cursos en línea.

A %d blogueros les gusta esto: