Constitucional NOTICIAS

¿Quién fue María Libertad Gómez, la única mujer constituyente?

Ante el día de la Constitución de Puerto Rico, que se conmemora el 25 de julio, conversamos con la abogada y catedrática Yanira Reyes Gil sobre las aportaciones de María Libertad Gómez Garriga, única mujer que formó parte de la Convención Constituyente.

María Libertad Gómez Garriga fue la única mujer, entre 92 delegados, en la Convención Constituyente que redactó la Constitución del Estado Libre Asociado de Puerto Rico. En aquel entonces, se convirtió en la única mujer en la Asamblea Legislativa desde 1940 hasta el 1952, ocupando un puesto particularmente en la Cámara de Representantes por el distrito de Utuado. Eventualmente,  fue elegida como vicepresidenta de dicho cuerpo.

“En la constituyente de Puerto Rico solo hubo una mujer, que fue María Libertad Gómez Garriga. De hecho, fue la vicepresidenta de la Convención Constituyente. Esta subrepresentación de mujeres de los proyectos constitucionales no es rara. De hecho, muchos expertos en el tema han planteado que las mujeres y otros sectores minoritarios en términos de poder -no de cantidad poblacional- siempre están excluidos de los procesos, y eso tiene unas consecuencias: que en esos procesos no solo no estamos presentes, sino que tampoco nuestros intereses están recogidos en esta Constitución”, destacó la profesora Yanira Reyes Gil, de la Facultad de Derecho de la Universidad Interamericana de Puerto Rico (UIPR), argumentó a Microjuris.

Gómez Garriga fue, incluso, la fundadora del banco para mujeres que se conoció como el Banco Progreso Financiero. Su actividad política comenzó como miembro del Partido Liberal y, más adelante, acompañó al primer gobernador de Puerto Rico, Luis Muñoz Marín en el Partido Popular Democrático desde su fundación en el 1938.

Sus pasos agigantados la convirtieron en la única mujer constituyente responsable de seis propuestas medulares de la Constitución, como prohibir el discrimen por sexo y la igualdad de la mujer, al impulsar un modelo educativo accesible y al otorgar igualdad a los bebés nacidos fuera del matrimonio.

“Ella presentó un proyecto para hablar sobre la cuestión de igualdad, que si hubiera sido adoptado como ella lo presentó, quizás la historia en cuanto a la protección de los derechos de las mujeres sería diferente. Fue la propuesta 212, se presentó en el 1951, esa propuesta planteaba una visión de igualdad distinta. Ahora mismo el concepto de igualdad que permea nuestra Constitución, que es la misma que permea la Constitución de Estados Unidos, es un tipo de igualdad simplemente hasta la ley, incluso se habla de que todos los hombres son iguales ante la ley. Esto requiere que solamente se atienda de manera similar a las personas que están similarmente situadas. Eso no implica que sea una igualdad real de condiciones, eso no refleja la noción de igualdad que esta planteada en otros países, incluso en documentos internacionales”, aseveró la abogada.

Gómez Garriga propuso la eliminación del concepto de hijas e hijos ilegítimos. La eliminación de este concepto dio paso a su consecuencia desigual de no heredar de sus progenitores. Miles de niñas y niños, incluyendo a sus progenitores, se beneficiaron de la propuesta.

“La propuesta impulsa la igualdad de derechos, no igualdad ante la ley, y a mi interpretación esto implica la participación de responsabilidades domésticas y de cuidado. Así que quizás si esa propuesta se hubiera adoptado tendríamos una protección mayor de igualdad a la que tenemos ahora”, destacó la licenciada.

La sesión inaugural fue presidida por Roberto H. Todd, Jr., juez presidente del Tribunal Supremo de Puerto Rico.  La presidencia procedió entonces a abrir las nominaciones para los cargos regentes de la Convención. Estos fueron los resultados de las votaciones internas:

  • Antonio Fernós Isern, presidente con 68 votos.
  • María Libertad Gómez, vicepresidenta con 68 votos
  • Víctor Gutiérrez Franqui, cargo de segundo vicepresidente, con 67 votos.
  • José Berríos Berdecía, cargo de secretario fue con 69 votos.

La Asamblea Constituyente redactó la Constitución, y el 3 de marzo de 1952 se sometió a votación ante las y los puertorriqueños. Según se informó, 374,649 votaron a favor y 82,923 en contra. Finalmente, el 25 de julio de 1952 es proclamada la vigencia del Estado Libre Asociado de Puerto Rico.

De acuerdo a los datos históricos, la Convención Constituyente tuvo 62 sesiones desde el 17 de septiembre de 1951 hasta el 6 de febrero de 1952.