NOTICIAS

Juez federal opina sobre fallas en sistema judicial y argumenta que Bluebook debe ser quemado

Juez federal opina sobre fallas en sistema judicial y argumenta que Bluebook debe ser quemadoEn un texto publicado recientemente por la revista jurídica The Green Bag, el reconocido juez federal Richard Posner opinó sobre las fallas actuales del sistema judicial federal y hasta sobre la inutilidad del libro de citación uniforme, Bluebook.

El artículo, disponible en Internet, se titula “What Is Obviously Wrong With The Federal Judiciary, Yet Eminently Curable” y este busca presentar las fallas que —a juicio del juez— pueden ser corregidas sin la necesidad de legislación federal o cambios radicales en las doctrinas legales o la práctica.

En primer lugar, este explicó que la profesión legal —incluyendo la academia, el sistema judicial y los abogados—es auto-“complaciente y se satisface a sí misma”. Como ejemplo ante esta aseveración, utilizó como ejemplo al Juez Presidente del Tribunal Supremo de los Estados Unidos, John Roberts, quien según Posner ha escrito que “el sistema legal estadounidense es la envidia del mundo”.

Posner le llamó a esta declaración un disparate y explicó que es todo lo contrario.

“El sistema legal estadounidense ha demostrado ser ineficaz en lidiar con una gama de problemas, fallando en proveer un entrenamiento legal útil a un precio asequible para poner freno a la delincuencia y adjudicando el castigo de forma racional hasta el fallar en proveer representación y protección al vasto número de estadounidenses que son insolventes” apuntó el juez.

Para organizar su crítica, este se enfocó en las tres fases del sistema de justicia federal: el proceso judicial, las apelaciones al Tribunal de Apelaciones y el Tribunal Supremo.

Sobre el proceso judicial anotó que el defecto más obvio pero más corregible es el uso de instrucciones al jurado modelo, las cuales son redactadas por jueces y abogados. Aunque a los jueces no se les requiere utilizarlas, estos lo hacen para ahorrar tiempo. Posner explicó que durante los juicios que preside, este redacta sus propios instrucciones caso a caso, a un nivel que las personas que no conozcan de Derecho puedan entender.

“Le comunico al jurado las razones por las cuales le digo que no hagan determinadas cosas, como que no hagan su propia investigación. Algunos jueces sólo le dicen: no deben hacer su propia investigación. Pero decirles esto, sin razón, puede confundir a los jurados e inducirlos a que desobedezcan la orden”, anotó.

Por otra parte, también criticó que en pleitos de naturaleza tecnológica y comercial los jueces y abogados no son capaces de ponerse al nivel de los jurados o testigos para que estos entiendan. Para resolver este asunto, Posner explica que los jueces deben hacer uso del poder que le otorga la Regla 706 de las de Evidencia, y emplear un testigo experto neutral para que les ayude en su análisis.

Otra crítica fue a la desigualdad en la calidad de los abogados, que provoca que ganen los casos pero que no se manifieste la justicia. Según Posner, ello no importaría mucho si los abogados cobraran un sueldo uniforme en ese tipo de casos. Si se hiciera eso, su desempeño no sería una equivalencia exacta del dinero que recibirán o no recibirán por ello. En otros casos, hay partes que no tienen abogado, lo que afecta sus oportunidades de prevalecer.

Posner también argumentó que se debe restar tanta importancia al testimonio en vivo y apoyar lo escrito, otorgándole las transcripciones de los testimonios al jurado o que se les muestren en una pantalla para que puedan ser estudiadas; y que al momento de emitir sentencias los jueces deben ponderar las metas y consecuencias de estas. Y por último, este manifestó su deseo de que los jueces tengan un papel más activo en los litigios y que ,contrario a los jurados, deben tener la libertad de buscar información sobre sus casos en la Internet.

“Con cerca de 4 billones de páginas accesibles mediante Google, la Internet es un repositorio de información pertinente a una enorme variedad de temas legales y fácticos (en particular temas tecnológicos y financieros) que surgen o están relacionados a los juicios. Es importante, sin embargo, que los abogados tengan la oportunidad de refutar cualquier información obtenida en la Internet y que sea refutable”, explicó.

Sobre la quema del Bluebook

En el nivel apelativo hay cambios de forma y substancia que deben hacerse. Entre estos, Posner argumenta que lo primero que debe hacerse es “quemar todas las copias del Bluebook y su última edición de 560 páginas de basura”. El letrado caracterizó el libro como parte de las prácticas anticuadas y sin sentido de la academia legal.

Según Posner, ningún lector serio le presta atención al formato de citación, pues lo que realmente le ocupa es que el sistema de citación que se use le ayude a encontrar el material citado.

“Sólo leyendo las opiniones judiciales, los estudiantes de Derecho saben cómo citar casos, estatutos, libros y artículos; estos no necesitan un tratado de citación”.

Por eso, Posner ofrece a sus asistentes un manual que consta de sólo dos páginas sobre formatos de citación y que puede ser descargado en este enlace, ya que Posner lo ha compartido.

Esta no es la primera vez que Posner ha criticado duramente al libro de citación. De hecho, en el 2010 The Yale Law Journal le publicó un artículo titulado “The Bluebook Blues”.

En la próxima edición, Posner hablará sobre el Supremo.