Anita Hill interviene en proceso de confirmación de Brett Kavanaugh denunciando que aún no hay protocolos para señalamientos sobre acoso

La abogada y profesora Anita Hill, que denunciara en 1991 el acoso que sufrió por parte del juez del Tribunal Supremo federal Clarence Thomas, denunció a través de una columna, que todavía, a 30 años de celebrarse las vistas en que ella testificara, el Comité Legislativo del Senado no tiene un protocolo para trabajar este tipo de casos.

Hill, quien actualmente es profesora de Derecho, y estudios de género en la Universidad de Brandeis, escribió para el New York Times, y solicitó en su escrito una investigación del FBI.

“A la vez que ese comité, en el que se sientan algunos de los mismos miembros que hace casi tres décadas, continúa con los procedimientos de confirmación de [Brett] Kavanaugh, la integridad del tribunal, el compromiso del país de abordar la violencia sexual como un asunto de interés público, y las vidas de los dos principales testigos que testificarán, están en juego”, escribió Hill.

“Hoy, el público espera más de nuestro gobierno que lo que obtuvimos en 1991, cuando nuestros representantes se comportaron de manera tal que le dieron permiso a los empleadores de manejar de forma errada el acoso en el lugar de trabajo durante las décadas siguientes”.

Hill testificó que el juez Thomas la acosaba sexualmente mientras era su supervisor en el Departamento de Educación y la Comisión de Igualdad de Oportunidades de Empleo.

De acuerdo al relato de la mujer que señaló a Brett Kavanaugh como el perpetrador de una agresión de tipo sexual, este le bloqueó el paso en un cuarto durante una fiesta, la tiró en su cama e intentó quitarle a la fuerza un traje de baño mientras le ponía la mano en la boca para que no hablara.

Según la mujer, este incidente ocurrió en 1982 y como parte de la prueba, esta produjo unas notas tomadas por su terapista.

A %d blogueros les gusta esto: