NOTICIAS

Cámara anuncia aumentos adicionales al presupuesto de la Policía

Logotipo de Policía de Puerto RicoLa presidenta de la Cámara de Representantes, Jenniffer González Colón, anunció ayer aumentos adicionales en el presupuesto asignado por la Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP) a la Policía de Puerto Rico, para cumplir con los compromisos salariales contraídos con la Uniformada y equiparlos con las herramientas necesarias para la lucha contra el crimen.

En vista pública en la que se analizó el presupuesto de la Uniformada, la líder cameral informó que «la asignación que esta Comisión de Hacienda y que la Cámara de Representantes está recomendando es de $71 millones adicionales al presupuesto dispuesto por la OGP, lo que significa que hay un aumento en realidad en las asignaciones presupuestarias».

«De hecho con esas partidas, se equiparan las ubicaciones en las escalas salariales correctas y mientras históricamente aquí se habla de aumentos a la Policía y la realidad es que nunca los chavos llegan y no se les asigna para que se pueda cumplir con esa promesa, que muchos políticos hacen», dijo González Colón.

En el desglose de partidas señaló que «se están asignando los $32 millones que hacen falta para la ubicación en las escalas salariales correctas que es parte importante e indispensable, para que no se le tome el pelo a los funcionarios de la Uniformada en Puerto Rico, que hacen más de lo que se les encomienda, con el sacrificio diario en las calles».

«También el aumento salarial que se legisló de la Ley 173 del 2007, para cumplir con los $100 mensuales, lo que representa $26 millones en esa partida; en la partida de horas extras y los ajustes correspondientes que se estarían aumentando a $6.8 millones; obviamente como parte de los procesos naturales que corren en procesos electorales. Esto incluye el aumento de $102 mil para el pago a las viudas de los miembros de la Policía caídos en el cumplimiento del deber», explicó la speaker cameral.

Mencionó que existe una partida de $100 mil para la compra de municiones y otra de $7 millones para reforzar los equipos de seguridad.

González Colón también mencionó una asignación de $28.3 millones provenientes de la Corporación para el Fondo de Interés Apremiante (COFINA), que son principalmente para la adquisición de patrullas, uniformes, equipo de comunicaciones.»Y digo de dónde vienen, para que los busquen en el presupuesto y si no los encuentran, sepan que son partidas adicionales que se asignan».

Asimismo, coordinó con el superintendente de la Policía una asignación de $58.5 millones , proveniente de la Ley para el Fortalecimiento de la Seguridad y Salud Pública, que no estaban el presupuesto y serán utilizados para la adquisición 125 patrullas, 130 motoras, dos guaguas, 50 vehículos de investigación, seis mil chalecos a prueba de balas, 14 mil uniformes, 13 mil bastones expandibles y 30 pistolas táser.

A esto se une el establecimiento de un proyecto de tecnología, pago de horas extras por $3 millones, pagos en exceso de licencia por enfermedad por $24.6 millones y el cableado para la próxima inauguración de la nueva comandancia de Caguas por $250 mil.

También se autorizó un total de $2.2 millones que se dividen en $1.4 millones para utilizar nuevas tecnologías dentro de la Policía con la compra de computadoras desktop y laptop, así como la contratación de traductores y siquiatras para el manejo de casos y $1.2 millones para el incentivo de la ley 70.

«Así que no se legislaron, ni se dieron aumentos sin que tuvieran las asignaciones en un 100 por ciento», enfatizó González Colón.

En otros temas, Pesquera sostuvo que la colaboración del gobierno federal a través de los acuerdos de colaboración «ha ayudado enormemente en la lucha contra el crimen, no solamente por la ayuda monetaria que aportan los task forces, donde se pagan las horas extras y algunos beneficios a los compañeros, sino los recursos humanos que se suman».

«Más importante cuando sometemos los casos a nivel federal eliminamos a aquellos individuos criminales que están cometiendo esos asesinatos diariamente porque no tienen el beneficio de la fianza mandatoria, es una determinación que toma el juez en ese momento», sostuvo.

A renglón seguido informó que se han graduado 336 efectivos estatales y 30 municipales, pero fue enfático al rechazar que la solución a la criminalidad sea sólo el aumento de la fuerza policíaca y sus recursos, al asegurar que para luchar en contra el crimen es necesaria la educación al pueblo.

«¿Qué a su juicio es la receta concreta para trabajar con este problema en Puerto Rico?», cuestionó la líder cameral.

«La receta es una combinación de prevención, procesamiento y rehabilitación en todas las fases, acumulativas. No podemos poner un policía en cada casa, en cada apartamento en cada avenida; eso no existe. Nosotros no podemos resolver nuestro problema de criminalidad a base de policías y arrestando gente; tenemos que educar al pueblo, llegar a los niños, rescatarlos de donde están, ponerlos en un curso correcto», enfatizó el Superintendente.

Puso como ejemplo el caso del municipio de Loíza, en el cual se hizo un esfuerzo coordinado entre agencias como el Departamento de Recreación y Deportes (DRD) para ofrecer actividades recreativas «da gusto ver los padres y los niños participando en un torneo de baloncesto; eso es lo que resuelve el problema de Puerto Rico. Pero la expectativa de que la Policía de Puerto Rico va a resolver el problema a base de más uniformados, no existe, es un problema muy complejo».

Por otro lado, el Secretario de Justicia, Guillermo Somoza Colombani, informó que el presupuesto consolidado para el próximo año fiscal $161.7 millones el cual es $1.3 millones mayor al vigente.

«La razón principal para dicho aumento responde a que en la partida presupuestaria correspondiente al Fondo General contaremos con una cantidad adicional de $191 mil y $1.1 millón en fondos federales», dijo Somoza Colombani.

A preguntas de González Colón, el Secretario planteó que el Fondo Especial de Compensación a Víctimas de Delito, que asciende a $10 millones «no sólo se encuentra sólido sino que hemos visto la diferencia».

«Los compañeros del equipo de la Policía y el Departamento de Justicia, en esencia, todas las agencias de ley y orden pudimos inclusive ayudar a unas víctimas para que no solamente se esclareciera un caso, sino someterlo y llamo a la atención los casos de impacto que radicamos la semana pasada, entre ellos la Masacre de Yabucoa», dijo Somoza Colombani.

Explicó que con la ayuda de la Oficina de Compensación y Servicios a las Víctimas y Testigos de Delito, se pudo ayudar a un testigo presencial del caso, «como pudimos darle esa asistencia personalizada a ese testigo que en cierta medida es una víctima, pudimos esclarecer el caso, someterlo y se halló causa».

A %d blogueros les gusta esto: