NOTICIAS

Academia Puertorriqueña de Jurisprudencia respalda proyecto de despenalización de marihuana

marihuanaLa Academia Puertorriqueña de Jurisprudencia publicó su respaldo al Proyecto del Senado 517, de la autoría del Sen. Miguel A. Pereira Castillo, que enmendaría el Artículo 404 de la Ley de Sustancias Controladas de Puerto Rico con el fin de enmendar sus disposiciones en torno a la posesión de marihuana. A continuación publicamos el texto de apoyo que hicieron público en su página web:

Ante la consideración de la Asamblea Legislativa de Puerto Rico se encuentra el P. del S. 517 (2013). La medida propone, entre otras cosas, permitir a las personas mayores de 21 años poseer hasta una onza de cannabis sin consecuencia legal.

La Comisión sobre Guerra contra las Drogas ha traído el P. del S. 517 (2013) ante la consideración del Pleno de Numerarios. El Pleno ha discutido el asunto de que trata el proyecto de ley en repetidas ocasiones[1] y algunos de sus miembros han tomado liderato en el estudio de la materia.[2]

El pleno de numerarios tuvo ante su consideración nuevamente el asunto en sesión de 12 de noviembre de 2013 y:

Considerando que:

Se estima que para 2012, en los Estados Unidos de América 2.4 millones de personas habían consumido cannabis por primera vez en los últimos 12 meses, lo que representa un promedio de cerca de 6,600 nuevos usuarios cada día. El estimado para 2012 fue similar a los estimados de 2008 a 2011 (entre 2.2 millón a 2.6 millones), pero fue superior a las estimaciones, para 2003, 2004, 2006 y 2007 (que fluctúan entre 2.0 millones y 2.1 millones).[3]

Aparte de que la “Guerra contra las Drogas” ha transcurrido desde principios de los 1970’s y no ha reducido la dimensión del mercado de drogas en ningún sentido, el caso de la cannabis es más grave, toda vez que las consecuencias de su uso son menos lesivas que el de otras sustancias permitidas.[4]

En efecto, los estudios han comparado el daño que producen 20 drogas incluyendo las drogas legales como alcohol, tabaco, entre otras. Dichos estudios reflejan que la cannabis es menos dañina que el alcohol y el tabaco. No se ha encontrado ningún caso de muerte por sobredosis de marihuana frente a las 400,000 muertes anuales causadas por el tabaco y 75,000 por el alcohol. [5]

La marihuana es semi-legal en 15 jurisdicciones de Estados Unidos de América por consideraciones médicas.[6]

Un beneficio de la legalización de la marihuana es la regulación gubernamental de los estándares de calidad de ésta.[7]

De legalizarse, el elemento criminal en la producción y distribución de la marihuana se elimina, lo que a su vez disminuye la violencia.[8]

Se anticipa, que el impacto presupuestario anual de la prohibición de la cannabis para los gobiernos federal, estatales y locales es de 17.4 mil millones de dólares.[9]

Una alternativa frente la actual política pública es experimentar con la legalización de algunas sustancias cuyo control carece de sentidos. La cannabis es una.[10]

Resuelve:

Recomendar a la Asamblea Legislativa la aprobación del P. del S. 517(2013).

En San Juan de Puerto Rico, a 19 de noviembre de 2013, así lo

Certifico:

Lady Alfonso de Cumpiano, Secretaria General

[1] El 6 de marzo de 2013, la Academia llevó a cabo el Simposio Repensando la Guerra contra las Drogas.

[2] Véase Juan R. Torruella, Deja Vu: A Federal Judge Revisits the War on Drugs, or Life in a Balloon. Vol. X, Rev. Acad. Puer. Juris. y Leg., 47(2010); Juan R. Torruella, One Judge’s Attempt at a Rational Discussion of the So-Called War on Drugs, 6 B.U. Pub. Int. L.J. 1 (1996); 14 Yale J. on Reg. 235 (1997); 66 Rev. Jur. UPR 1 (1996).

[3] 2012 National Survey on Drug Use and Health: Summary of National Findings, disponible en

http://www.samhsa.gov/data/NSDUH/2012SummNatFindDetTables/NationalFindings/NSDUHresults2012.htm#ch5.3 (última visita 4 de noviembre de 2013).

[4] Torruella, supra nota 2, en las págs. 51-52 (2010).

[5] David Nutt et al., Development of a rational scale to assess the harm of drugs of potential misuse, The Lancet 369 (March 24, 2007): 1047-53.

[6] Torruella, supra nota 2, en la pág. 93.

[7] Id en la pág. 96.

[8] Id.

[9] Jeffrey A. Miron & Katherine Waldock, The Budgetary Impact of Ending Drug Prohibition 5 (2010).

[10] Torruella, supra nota 2, en la pág. 90.

A %d blogueros les gusta esto: