Publican guía de mejores prácticas laborales para empleados transgénero

Agencia federal publica guía de mejores prácticas laborales para empleados transLa Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA por sus siglas en inglés), del Departamento del Trabajo federal publicó recientemente una guía de mejores prácticas en el empleo para el acceso sanitario a personal transgénero. Según la publicación, el objetivo de esta es asegurar que los patronos provean un espacio seguro y saludable a todos sus empleados.

Según OSHA, la identidad de género es parte intrínseca de la identidad de cada persona y de su diario vivir. Es por ello que, de acuerdo a autoridades en el tema, es esencial para los empleados el que puedan trabajar de una forma consistente a la que viven en su cotidianidad, basado en su identidad de género. El restringir que los empleados usen solo baños que no van de acuerdo a su identidad de género o el segregarles de los baños que utilizan otros empleados, discrimina contra esos empleados y pone en peligro su seguridad pues ello puede provocar que decidan no utilizar las facilidades sanitarias.

Se recomienda que las compañías redacten políticas que aseguren que todos los empleados tengan acceso apropiado a las facilidades sanitarias, bajo el precepto de que todo empleado debe tener derecho a usar el baño según su identidad de género. Una política adecuada sobre el tema debe incluir:

  • Instalaciones individuales neutrales (unisex)
  • Baño de uso múltiple, con facilidades individuales neutrales, cada uno equipado con seguro

Además otras prácticas adecuadas respecto a los empleados transgénero son:

  • No se le debe requerir a los empleados que provean documentación médica o legal sobre su identidad de género para poder darle acceso a facilidades apropiadas según su identidad de género
  • A ningún empleado se le debe requerir que utilice una facilidad segregada de otros empleados por razón de su identidad de género o su estado transicional
  • Bajo los estándares de OSHA tampoco se le debe requerir a ningún empleado que utilice facilidades que están irrazonablemente lejos o que estén a una distancia que requiera que se transporten fuera del lugar de trabajo

Finalmente, la guía sugiere que los patronos se informen sobre las regulaciones y leyes que protegen a las personas transgénero en el empleo.

De acuerdo al Instituto Williams de la Universidad de California en Los Ángeles, se estima que 700,000 adultos en los Estados Unidos son transgénero. Esto quiere decir que su identidad de género interna es distinta al sexo que se le asignó al nacer. Según la organización The Human Rights Campaign, dos tercios de las compañías Fortune 500 han adoptado de forma voluntaria políticas para prevenir el discrimen contra empleados transgénero.

A %d blogueros les gusta esto: