NOTICIAS

Ex alumnos de Derecho UPR exigen que Educación no interfiera con derecho a la educación ante sequía

Abogados ex alumnos de Derecho UPR exigen al Departamento de Educación que no interfiera con el derecho a la educación de estudiantes ante sequíaCuatro abogados y abogadas, participantes del Pro Bono Enlace con las Escuelas Públicas de la Escuela de Derecho de la Universidad de Puerto Rico, enviaron una misiva al Secretario del Departamento de Educación exigiendo que las medidas que este tome ante la situación de sequía en el país, no afecten el derecho a la educación de los estudiantes.

La carta responde al anuncio que realizara el jefe de esa agencia, Rafael Román Meléndez, de que los comedores escolares no ofrecerán desayuno durante los días en que no haya agua, la implantación de un nuevo horario de días de clase más cortos y una semana escolar que transcurra de lunes a jueves. Estas medidas impactarán cerca de 359 escuelas y a más de 30,000 educación, según explica la carta.

“Analizando el impacto que tendrán estas medidas en la calidad de la educación y el bienestar de las y los estudiantes, nos resulta preocupante que este plan no considere elementos que afectan directamente el derecho a la educación, tales como la pobreza, el hambre, la incapacidad de los padres y madres de hacer arreglos con sus patronos para ajustarse al nuevo horario y la falta de participación de la comunidad estudiantil – en su sentido más amplio e incluyendo a los padres y las madres de los estudiantes-, entre otros”, explica la carta.

En particular, la carta explica que no se debe perder en cuenta que los alimentos servidos en los comedores escolares son las únicas comidas que algunos de estos estudiantes tienen garantizadas diariamente. Por otro lado, entienden que tampoco debe ignorarse que el perfil socio-económico de las madres y padres de estudiantes de escuelas públicas advierten condiciones laborales precarias. Por esto, no está garantizado que estos pueden hacer los arreglos correspondientes en sus trabajos.

“El derecho a la educación no existe en un vacío. Requiere de condiciones que permitan que las y los estudiantes puedan desarrollarse plenamente, tanto en el plano académico como personal. El derecho a la educación, para que sea respetado, requiere garantizar otros derechos y mantener una perspectiva realista sobre las circunstancias de la comunidad ante la que se es responsable”.

Finalmente, el grupo sugiere que existen alternativas que permiten ofrecer desayuno en los comedores escolares sin requerir gasto de cantidades significativas de agua, tales como el ofrecimiento de alimentos pre-empacados. Asimismo, entienden que ante el panorama de sequía, la agencia debe habilitar un sistema de cisternas en la totalidad de las escuelas del sistema público.