Siete formas en las que tu lugar de trabajo puede enfermarte

Siete formas en las que tu lugar de trabajo puede enfermarteLos Estándares Internacionales de Seguridad Ocupacional y Salud en el Empleo son una serie de principios que establecen medidas para la protección de los trabajadores de enfermedades, condiciones y lesiones que puedan surgir de su empleo. Estos estándares proponen que, aún en los trabajos realizados en interiores donde la persona esté sentada, se deben considerar aspectos como el espacio, las dimensiones de la oficina, el tiempo en que una persona está trabajando mirando la pantalla de una computadora, entre otros. Esto es importante porque dichos aspectos pueden incidir no solo en la salud física de una persona sino psicológica.

Leigh Stringer, experta en el diseño de lugares de trabajo para EYP Architecture & Engineering y autora del libro The Healthy Workplace, escribió una columna sobre siete aspectos que pueden afectar la salud de personas que trabajan en interiores, un ambiente de trabajo aplicable a los abogados, cuyo trabajo abarca la lectura y redacción, adicional al litigio en tribunales. ¿Cuáles son estos hábitos detrimentales a la salud de los abogados?

  1. Estar sentado demasiado tiempo: Un estudio de ocupaciones liderado por el Dr. Tim Church del Centro de Investigación Biomédica de Pennington, comparó los niveles de actividad física de la fuerza de trabajo estadounidense por las pasadas cinco décadas. Según el estudio, los trabajadores en el 2010 queman menos calorías que el trabajador promedio en pasadas generaciones. Ello porque los trabajos hoy día son mas sedentarios. Esta prevalencia de sedentarismo aumenta los factores de riesgo de condiciones cardíacas, diabetes, derrames y trombosis. Una alternativa para evitar este tipo de condiciones es moverse frecuentemente en la oficina, ponerse de pie cada 30 minutos y caminar cada hora y media, aunque sea por unos minutos.
  2. No hacer ejercicios (Esperar al fin de semana): Si durante la semana te concentras demasiado en el trabajo y esperas a hacer ejercicio durante el fin de semana, debes saber que esa costumbre no permite que cumplas con el objetivo adecuado de 150 minutos de ejercicio vigoroso a la semana. Es demasiado ejercicio para hacerlo en tan poco tiempo. Esto puede provocar que sufras lesiones, al esforzar demasiado el cuerpo de forma tan poco frecuente. En la alternativa, desarrolla un plan de ejercicios consistente que te mantenga fuerte y lleno de energía toda la semana.
  3. Mala iluminación: En comparación con el exterior, las oficinas están tan iluminadas como una cueva. Una buena porción de la fuerza de trabajo global trabaja en el interior, lo que esencialmente les coloca en una posición de “iluminación deficiente” que a su vez, afecta el ciclo de sueño. La insuficiencia de sueño provoca enfermedades como diabetes, enfermedades cardiovasculares, obesidad y depresión. Según la columna, el cuerpo humano necesita iluminación intenta para reiniciar el ritmo cardíaco, lo que nos ayuda a dormir. Un consejo para mejorar el ciclo de sueño es permanecer tanto como dos horas al día, 30 o 60 minutos – quizás en la hora de almuerzo o en los recesos– en el exterior.
  4. Aire de poca calidad: Los dolores de cabeza y alergias son resultados comunes de trabajar en interiores y la exposición a niveles anormales de monóxido de carbono, dióxido de carbono y compuestos orgánicos volátiles. Los ambientes interiores a menudo contienen un alto nivel de contaminantes que pueden ser de dos a cinco veces más altos -y en ocasiones más de 100 veces más alto- que los niveles al aire libre. Las fuentes incluyen combustión, materiales de construcción y mobiliario, toxinas utilizadas para limpiar superficies, sistemas de calefacción y refrigeración y humidificación. El aire interior también se ve afectado por el papel y el desorden que se encuentra alrededor, así como el polvo. Para prevenir que esto pueda afectarte, no dejes que se acumule el papel ni el polvo. Utiliza productos de limpieza que no tengan toxinas que perjudiquen la calidad del aire.
  5. Comer chucherías de la maquina de papitas: Las maquinas expendedoras son convenientes pero en su mayoría ofrecen alimentos altamente procesados  con un alto nivel de azúcar o sodio. De hecho, según VendingMarketWatch, solo el 2% de las maquinas expendedoras venden alimentos saludables. El problema es que la mayoría de los edificios las tienen y son útiles cuando no hay tiempo para salir a almorzar o cuando tenemos antojos. Una mejor opción, es traer las comidas y meriendas de tu hogar. Prepárate para cuando te den esos antojos, pero si tienes que obligatoriamente recurrir a la “maquinita”, considera el contenido nutricional de lo que elijas.
  6. Venir al trabajo cuando estás enfermo: Cuando vienes al trabajo enfermo, es muy probable que estés diseminando enfermedades a tus colegas y clientes. Según la columna, investigadores de la Universidad de Arizona, plantaron un virus rastreado en objetos comúnmente tocados en una oficina, tales como grifo del baño, las perillas de las puertas y otros objetos. Estos encontraron que entre 40 y 60% de las superficies estaban contaminadas dentro de dos a cuatro horas. La mejor opción cuando estás enfermo es quedarte en tu casa descansado. Este es uno de esos días en que puedes trabajar desde tu casa. De hecho, podría ser una política establecida en el trabajo y puedes prepararte para esa eventualidad.
  7. No tomar vacaciones: Glassdoor hizo una encuesta recientemente en la que determinó que solo el 51% de los estadounidenses en la fuerza laboral utilizan sus días de vacaciones acumulados. De hecho, hallaron que el 61% de los estadounidenses trabajan mientras están de vacaciones a pesar de los cuestionamientos de sus familiares. La realidad es que todo ser humano necesita refrescarse y revitalizarse, así como pasar tiempo de calidad con su familia. Hay un alto costo por no tomar vacaciones. John de Graaf, quien produjo el documental “Running Out of Time” señaló que las mujeres que no toman vacaciones regularmente están mas propensas a sufrir depresión y tienen un 50% de posibilidad de sufrir una enfermedad cardíaca. PLANIFICA TUS VACACIONES, tómalas y disfrútalas. Es importante que te desconectes de forma consciente.
A %d blogueros les gusta esto: