Salud señala que están siendo activos en fiscalización de industria de cannabis medicinal

El Departamento de Salud reiteró que la División de Cannabis Medicinal ha dedicado sus esfuerzos a velar por el cumplimiento estricto de todas las disposiciones de la Ley MEDICINAL, particularmente aquellos relacionados a la fiscalización de aquellos establecimientos autorizados por dicha ley y a todos los sectores de la industria.

El Dr. Rafael Rodríguez Mercado, Secretario de Salud, puntualizó que “el Departamento de Salud está siendo proactivo en la fiscalización de la industria. Hemos llevado a cabo una serie de operativos que han culminado en confiscación de productos. La mayoría de estos casos podrían incluso terminar en multas severas y/o revocación de licencias”. El Titular fue enfático en establecer que su agencia está implementado las medidas necesarias para evitar el abuso del programa, cuyo único norte es el bienestar de los pacientes que al día de hoy sobrepasan los 20 mil.

En cuanto al tema de la vaporización de la flor como método de administración, la Ley MEDICINAL claramente establece que solo se puede utilizar en casos de diagnósticos de una enfermedad terminal o en aquellos casos donde no hayan otras alternativas idóneas de tratamiento. “Un médico autorizado que actúe contrario a la ley será sancionado con las multas aplicables, que podría incluir la revocación de su licencia médica”, indicó por su parte el licenciado Antonio Quilichini, Director Ejecutivo de la Junta Reglamentadora del Cannabis Medicinal.

Además, el Secretario estableció que, “conforme a lo indicado por el gobernador, el Dr. Ricardo Rosselló, la Junta Reglamentadora de Cannabis está trabajando un Reglamento nuevo que será presentado en las próximas semanas, el cual establece un esquema regulatorio incluso más riguroso que la propia Ley MEDICINAL. Esta es una industria nueva altamente regulada por el Estado”.

A su vez, Rodríguez Mercado indicó que, “nuestro enfoque son los pacientes, por eso, no podemos permitir generalizaciones. Hacerlo sería criminalizar y promover el estigma hacia esta población que promedia los 52 años de edad”. Mientras añadió que, “fiscalizaremos para que el uso recreativo del cannabis no se condone o estimule, y que las empresas que se dedican a la producción, distribución e investigación de estos medicamentos tengan siempre como norte el mejor bienestar del paciente”.

A %d blogueros les gusta esto: