NOTICIAS

5 atletas trans en #Tokyo2020

Conoce sus historias.

El deporte es una de las plataformas más poderosas para promover la equidad de género y empoderar a las mujeres y las niñas.

Como líder del Movimiento Olímpico, el Comité Olímpico Internacional (COI) está tomando medidas para avanzar en la equidad de género. Se han hecho grandes progresos en cuanto a equilibrar el número total de atletas que participan en los juegos.

4 controversias legales por Tokyo 2020

Aunque existiendo muchos otros retos y brechas, destacamos la historia de cinco atletas trans que participarán en las Olimpiadas de #Tokyo2020.

Aquí va el inspirador trayecto de cinco atletas trans y cómo el deporte les ayudó a encontrar su identidad.

1. Chloe Anderson (voleibol)

Chloe Anderson se unirá al equipo de voleibol femenino de la Universidad de California en Santa Clara.

Conoce su historia.

2. Pat Manuel (boxeo)

Aunque en el 2016, el COI anunció que atletas trans podrían competir sin tener que someterse a una cirujía de afirmación de género, Pat Manuel volvió a la competencia después de la transición.

Conoce su historia.

3. Harrison Browne (hockey)

Harrison Browne fue el primer atleta profesional de Estados Unidos en anunciar públicamente que era una persona trans.

Conoce su historia.

4. Schuyler Bailar (natación)

Schuyler Bailar es un nadador condecorado que fue reclutado por la Universidad de Harvard como mujer, pero llegó a las Olimpiadas encontrado la paz tras su transición a hombre.

Conoce su historia.

5. Chris Mosier (ciclismo)

El primer atleta trans que representa al equipo de Estados Unidos es un defensor de los cambios de las normas que rigen a las personas atletas trans.

Conoce su historia.

Más sobre equidad de género

Ha sido un largo camino desde los Juegos Olímpicos de París 1900, cuando las primeras atletas femeninas compitieron en cinco pruebas: tenis, vela, croquet, hípica y golf.

Solo 22 mujeres participaron, lo que constituyó un escaso 2.2% del total de 997 competidores.

En los últimos 25 años, el COI ha alentado y trabajado con los Comités Olímpicos Nacionales y las Federaciones Internacionales (FI) para aumentar la participación femenina.

Entre los factores clave para el aumento de la participación femenina en los Juegos Olímpicos se encuentran la apertura de la elegibilidad en los distintos deportes implicados, las cuotas establecidas por el COI y cubiertas por las FI, y el aumento del número de pruebas con medallas para las atletas femeninas.

Se han tomado decisiones importantes para crear un programa de eventos y cuotas de atletas más equilibrado en cuanto a género para Tokio 2020.

Cuatro FIs pasarán por primera vez a pruebas equilibradas en cuanto a género (piragüismo, remo, tiro y halterofilia).

En cuanto a las disciplinas, se logrará el equilibrio de género en las carreras de BMX, el ciclismo de montaña y la lucha de estilo libre. En cuanto a las cuotas de los atletas, seis FI pasarán por primera vez al equilibrio de género (piragüismo, judo, remo, vela, tiro y halterofilia).

Los cinco nuevos deportes de Tokio (béisbol/softbol, karate, monopatín, escalada de velocidad y surf) tendrán pruebas femeninas.

Más recientemente, los cambios en el programa de eventos para Tokio 2020 duplican el número de pruebas mixtas en comparación con Río 2016, mientras que los Juegos Olímpicos de Invierno de Pekín 2022 también verán un aumento de las pruebas femeninas y mixtas para alcanzar el récord del 45.44% de representación femenina en unos Juegos de Invierno.

El COI no solo pretende alcanzar la paridad estadística, sino que también entiende que cada oportunidad que se ofrece al deporte femenino y a las atletas en los Juegos Olímpicos tiene un impacto que repercute en la promoción de la igualdad de género y en las oportunidades que se ofrecen a las atletas de todo el mundo.

¿Ya te suscribiste a Microjuris?
A %d blogueros les gusta esto: