NOTICIAS

Gobernador veta proyecto que excluye de las escoltas a exgobernantes que renuncian

Con su firma hubiese eliminado las escoltas a exgobernadores como Ricardo Rossello.

El gobernador de Pedro Pierluisi emitió un veto de bolsillo al Proyecto de la Cámara 19, medida que buscaba excluir de los beneficios y derechos que recibe un exgobernante si la persona decide renunciar al cargo.

¿Quieres estar al día con lo que sucede en la legislatura? Suscríbete aquí

El proyecto también buscaba eliminar la discreción del Comisionado del Negociado de la Policía de Puerto Rico para proveer escoltas a exfuncionarios y exfuncionarias.

Específicamente, la medida enmendaba la Ley Núm. 2-1965, conocida como la Ley para Conceder una Anualidad Vitalicia y otras Facilidades a Ex-Gobernadores y la Ley del Departamento del Seguridad Pública.

Lee aquí el proyecto

La propuesta legislativa añadía a la definición de “ex gobernador” el requisito de que no haya renunciado a su cargo.

El proyecto de ley fue radicado en la Cámara de Representantes por la delegación del Partido Popular Democrático (PPD).

El representante Orlando Aponte Rosario, presidente de la Comisión de lo Jurídico de la Cámara de Representantes, lamentó en comunicación escrita que el gobernador Pedro Pierluisi Urrutia emitiera su veto al proyecto.

Curso en línea de interés: Conflictos constitucionales: Cuando se enfrentan el Gobernador y la Legislatura.

“Con el problema que tenemos en la grave alza en la criminalidad, el ausentismo en las filas policiales y la limitación de recursos en el gobierno, es insólito que el gobernador Pedro Pierluisi le haya dicho al País que prefiere seguir destinando fondos públicos y oficiales del Negociado de la Policía para brindarle proyección a Ricardo Rosselló, quien no pudo terminar su mandato y renunció por razones harto conocidas”, señaló Aponte Rosario.

¿Qué es un veto de bolsillo?

El veto de bolsillo es el término que se aplica cuando el Gobernador de Puerto Rico no toma acción al recibir un proyecto aprobado por la Legislatura y se vence el término para ser firmado. De esta manera, la ley simplemente no existe y el Gobernador no está obligado a explicar las razones o explicaciones para no haberla firmado.

¿Te interesó esta noticia? Considera una suscripción a Microjuris.
A %d blogueros les gusta esto: