Secretario de Salud resta importancia a gestiones que realiza el Congreso para cortar fondos de Medicaid

Secretario de Salud resta importancia a gestiones que realiza el Congreso para cortar fondos de MedicaidEl secretario de Salud, Dr. Lorenzo González Feliciano, opinó ayer que las gestiones que realizó la Cámara de Representantes federal para recortar 5 mil millones de dólares de Medicaid para Puerto Rico son irrelevantes.

“Ese proyecto de la Cámara es irrelevante para Puerto Rico y para cualquier persona que es racional. Lo que debe tener relevancia es la determinación de la Corte Suprema en torno a la supervivencia de la Reforma de Salud”, planteó.

González Feliciano dijo que tanto el Gobernador, como el Comisionado Residente y él como Secretario de Salud, están trabajando para cualquier determinación que pueda surgir con ese asunto. De paso, apostó a la capacidad de actualizarse y regenerarse para continuar financiando el sistema de salud.

“Habrá que ir a Washington… No importa del partido que sea, para buscar los fondos porque tenemos que financiar la salud”, manifestó.

El Secretario reconoció que con los retos económicos que se presentan habrá que reinventarse y sentarse a analizar cuáles son las prioridades de Puerto Rico.

“Nos compete al Ejecutivo y al Legislativo analizarlo… Esos son los retos que en algún momento nos vamos a tener que enfrentar”, planteó a los miembros de la Comisión de Hacienda de la Cámara de Representantes.

Agregó que de seguir la política de los recortes, el sistema de salud no colapsaría, pero “tendría un impacto significativo”.

Por su parte, el director de la Administración de Seguros de Salud (ASES), Lcdo. Frank Díaz, recordó que en el principio, la reforma de Salud se nutrió casi en su totalidad de fondos estatales.

“La mayoría de los fondos eran estatales. Ya se ha hecho y con los fondos adicionales que se reciben los vamos a utilizar para los servicios de salud de la población”, afirmó Díaz.

El funcionario explicó que del billón de dólares que recibe ASES del Gobierno federal, cerca de $693 millones son los que están en peligro, si prosperan las gestiones del ala republicana en el Congreso.

Las expresiones se produjeron durante el análisis del presupuesto de la sombrilla de Salud, para el año fiscal 2012-2013.

El Departamento de Salud contará con un presupuesto de $825,833,000. De éstos, $264,722,000 provienen de la Resolución Conjunta y el resto de fondos federales, asignaciones especiales, fondos especiales estatales, ingresos propios y del Programa de Reinversión y Estímulo Económico Federal (ARRA).

El Departamento tiene una disminución en su presupuesto de $11.9 millones. La misma incluye $6.8 millones en el renglón de nómina y $5 millones por concepto de facilidades y pagos por servicios públicos.

Por su parte, ASES tendrá $6.3 millones más provenientes de la Resolución Conjunta, para la contratación de recursos y capacitación de personal dirigido a auditar y a fiscalizar los servicios contratados con las compañías aseguradoras.

El renglón de asignaciones especiales asciende a $888.739 millones, $21.169 millones más que la cantidad asignada en el presente año fiscal.

Mientras, el presupuesto del Hospital Cardiovascular será de $89.5 millones y provendrá en su totalidad de ingresos propios.

Entretanto, la Administración de Servicios de Salud Mental y Contra la Adicción (ASSMCA), tendrán un presupuesto de $135,798,000. Los gastos de funcionamiento de esa entidad tendrán una disminución de $5.5 millones.

Finalmente, la Administración de Servicios Médicos (ASEM), tendrá un presupuesto de $224 millones. Sin embargo y a pesar de las gestiones que realizó la Legislatura para saldar la deuda que por años arrastró el Centro Médico, el director de ASEM, Dr. Ernesto Torres reconoció que tienen una nueva deuda que asciende a $81.2 millones.

Además, informó que la deuda no incluye la cantidad de $15.9 millones, del Recinto de Ciencias Médicas, por concepto de cuentas a cobrar.

Tras la revelación del galeno, Silva Delgado se mostró sorprendido y catalogó de inconcebible que tras haber saldado la deuda, ASEM tenga nuevos compromisos por una cantidad tan elevada. Máxime, cuando tiene más de $100 millones en deudas por cobrar.

A %d blogueros les gusta esto: