NOTICIAS

Kickstarter gana demanda de patente contra rival

crowdfundingEl Tribunal federal para el Distrito Sur de Nueva York falló mediante sentencia sumaria a favor del sitio de Internet de colectas Kickstarter, determinando que una patente que cubra un método de recolecta de dinero es inválido, según reseñó el portal Ars Technica.

La disputa entre ArtistShare y Kickstarter tuvo una duración de cuatro años y fue decidida finalmente el pasado 29 de junio del presente año. ArtistShare, una plataforma que permite a artistas exponer su trabajo con el propósito de que los fanáticos financien nuevas propuestas artísticas, reclamó haber creado la primera plataforma de Internet para financiación de artistas. Por esta razón solicitó una patente, que le fue concedida en el 2011 bajo el número 7,885,887.

A tal efecto, la plataforma ArtistShare intentó licenciar su patente a Kickstarter en el 2011 pero la compañía se negó a pagar por ella y demandó a ArtistShare, solicitando que se determinara que la patente era inválida porque «no cubre un asunto susceptible de ser patentizado”.

La patente anunciaba que estaba dirigida “a un sistema y método para recaudar dinero y/o obtener ingresos por artistas para un proyecto, cuando el proyecto es un trabajo creativo para el artista”.

En la demanda, ArtistShare trató de convencer al Tribunal para que no invalidara su patente, alegando que no estaba tratando de adueñarse del concepto “crowdfunding”. Los abogados de ArtistShare insistieron en que la patente no era demasiado general y que abarcaba «sistemas particulares para la gestión, la comercialización y la financiación de un trabajo creativo».

La juez Katherine Polk Failla determinó que “una lectura cuidadosa de esa patente y de las decisiones recientes sobre la patentabilidad del Tribunal Supremo y el Tribunal de Apelaciones del Circuito Federal deja en claro que la patente ‘887 pretende reivindicar el concepto abstracto de patrocinio. En el mejor de los casos, esta describe el uso del Internet o una red de computadoras para identificar y solicitar fondos de patrocinadores potenciales de una forma más fácil y eficiente. Por estas razones, la patente se dirige a una materia no elegible”.

El Tribunal citó en su decisión al perito presentado por Kickstarter, quien testificó que el reclamo de ArtistShare sobre su patente eran «de lleno sobre el patrocinio», un concepto relativamente antiguo. Este también declaró que «el ofrecer recompensas por diversos niveles de apoyo financiero» tiene una «historia que se remonta siglos».

 

A %d blogueros les gusta esto: