Supreme Court of the United States

Supremo federal sostiene daños valorados en $2.9 millones por patrono no pagar horas extras relacionadas a cambio de indumentaria de seguridad de empleados

Supremo federal sostiene daños valorados en $2.9 millones por patrono no pagar horas extras relacionadas a cambio de indumentaria de seguridad de empleadosDescarga el documento: Tyson Foods v. Bouaphakeo

Un grupo de trabajadores de una fábrica de procesamiento de alimentos pertenecientes a Tyson Foods demandó a su patrono por violación a la Ley de Normas Justas de Trabajo (FLSA, por sus siglas en inglés) por no haberles pagado el tiempo extra (“overtime”) que estos invertían en ponerse y quitarse el equipo de seguridad requerido para realizar la tarea asignada. Se certificó un pleito de clase y el jurado les concedió a los demandantes una compensación de $2.9 millones. Tyson Foods apeló dicha decisión alegando que se erró en haber certificado el pleito de clase por dos razones: (1) el método utilizado para probar daños partía de la premisa que todos los empleados se tardaban lo mismo al realizar su cambio de indumentaria; y (2) el pago por los daños será distribuido entre personas que no han trabajado horas extras sin compensación. El Tribunal de Distrito denegó la posición del patrono y el Tribunal de Apelaciones para el Octavo Circuito confirmó dicha decisión articulando que el jurado pudo haber derivado una inferencia razonable, a base de la evidencia presentada, que todos los empleados invertían un periodo de tiempo similar en dicha tarea.

La controversia del presente caso es la siguiente: ¿Se debió haber certificado el pleito de clase, a pesar que el método de prueba representativa utilizado en el juicio partía de la premisa que todos los empleados se tardaban el mismo tiempo en cambiar su indumentaria para realizar la tarea encomendada?

El Hon. Anthony Kennedy emitió la opinión mayoritaria del Tribunal. Argumentó lo siguiente: (1) El estudio estadístico presentado por los demandantes constituye prueba representativa. Dicho tipo de prueba tiende a admitirse cuando el patrono mismo no fue diligente en preservar el tiempo en que cada uno de sus empleados se tardaba en realizar una tarea. Eso fue lo que sucedió en el presente caso; (2) La parte demandada no impugnó ni controvirtió el informe estadístico presentado por la parte demandante; (3) Se robustece la razonabilidad del informe estadístico presentado por la parte demandante porque todos los empleados trabajaban en la misma localidad, realizaban trabajos similares y eran pagados bajo la misma política de compensación; (4) Los tribunales no están obligados a admitir todo tipo de informe estadístico bajo FLSA. No se admitirá evidencia representativa que sea estadísticamente inadecuada y establezca supuestos inverosímiles de los que no se pueda estimar con certeza las horas no compensadas trabajadas por el empleado; (5) El Tribunal de Distrito puede negar una certificación de pleito de clase si concluye que un jurado razonable no creería que un empleado ha invertido dicha cantidad de tiempo cambiando su indumentaria para realizar la tarea asignada. La credibilidad de dicho tiempo razonable le corresponde solamente al jurado.

Reseña por Joel Pizá Batiz

A %d blogueros les gusta esto: