Junta de Supervisión Fiscal determina reducción de jornada laboral, recortes para pensionados

Durante su novena reunión pública, llevada a cabo hoy en Fajardo, la Junta de Supervisión y Administración Financiera para Puerto Rico (la “Junta de Supervisión” o la “Junta”), creada por el Congreso bajo la ley bipartita Puerto Rico Oversight, Management and Economic Stability Act (“PROMESA” o la “Ley”), se enfocó en la implementación del Plan Fiscal certificado, específicamente en dos elementos críticos para lograr la responsabilidad fiscal: la implementación de la reforma de pensiones y medidas de ajuste al gobierno. También certificó un plan fiscal en cumplimiento, sujeto a ciertas enmiendas, para la Corporación Pública para Supervisión y Seguro de Cooperativas de Puerto Rico (COSSEC).

Reforma de pensiones [DOCUMENTO]

Durante la reunión, la Junta informó acerca del trabajo que viene haciendo con respecto a la reforma de pensiones de acuerdo con el Plan Fiscal certificado para Puerto Rico. La reforma de pensiones es una de las reformas críticas para la estabilización y revitalización de la economía de Puerto Rico.

“Los sistemas de retiro de empleados pronto agotarán los activos que usan para pagar beneficios. Si no se toma acción, esto podría llevar a grandes recortes de beneficios para todos los retirados que serían devastadores”, dijo el miembro de la Junta de Supervisión y experto en sistemas de pensiones Andrew Biggs, mientras lideraba una discusión acerca de las reformas propuestas.

Biggs indicó que las propuestas de la Junta para un ajuste a nivel del sistema completo tienen la intención de lograr tres cosas: primero, financiar las obligaciones de pensiones existentes a base de “pay go”, lo cual significa que el gobierno pagará los beneficios a los retirados tan pronto venzan. Segundo, inscribir a los empleados activos y a los de nueva contratación en un sistema de retiro de contribución directa verdadero. Tercero, asegurar que todos los
empleados de nueva contratación estén inscritos en el Seguro Social.

También se indicó que el Plan Fiscal certificado para Puerto Rico provee para una reducción en desembolsos de beneficios de pensiones de 10% para el año 2020, para asegurar que los sistemas puedan cumplir sus obligaciones con todos los retirados. Estas reducciones a los beneficios de pensiones se implementarían de manera progresiva, con protecciones para asegurar que aquellos que se encuentran en o por debajo del nivel de pobreza no sean impactados por los ajustes a las pensiones. Para asegurar que se logran los ahorros necesarios y para proveer seguridad de retiro a los retirados actuales y futuros, las reformas se perseguirían a través de un plan de ajuste aprobado por el tribunal.

La Junta de Supervisión anunció la publicación de un memorando explicativo (disponible en la página web de la Junta tanto en español como en inglés) que detalla los cambios propuestos a los sistemas de pensiones del gobierno de Puerto Rico, según provisto en el Plan Fiscal certificado para Puerto Rico.

Ajuste al gobierno [DOCUMENTO] [CARTA AL GOBERNADOR]

Durante la reunión, la Junta de Supervisión repasó la importancia que tienen para el Plan Fiscal certificado los esfuerzos para ajustar el gobierno. El ajuste en el Plan Fiscal certificado tiene como objetivo un ahorro de $880 millones en el Año Fiscal 2018. El Gobierno ha logrado progreso marcado al someter $662 millones en medidas de ajuste dirigidas a este objetivo. Por lo tanto, la Junta determinó que las medidas adicionales deberán resultar en un ahorro neto de al menos los $218 millones remanentes. Por consiguiente, la Junta de Supervisión determinó reducir, pero no eliminar, el programa de reducción de jornada incluido en el Plan Fiscal certificado para Puerto Rico. El Gobierno debe planificar y llevar a cabo un programa de reducción de jornada, comenzando el 1 de septiembre de 2017, lo cual será comunicado formalmente al Gobernador. Adicionalmente, el presupuesto del año fiscal 2018 deberá ajustarse para reflejar estos cambios.

“A la luz del progreso significativo que el Gobierno ha hecho en ajustar el gobierno, prevemos que esto será una reducción de jornada de dos días al mes para todos los empleados de la Rama Ejecutiva, con la exclusión de los policías de primera línea solamente, para el año fiscal 2018. Esto en lugar del programa de reducción de jornada previsto en el plan fiscal, que era una reducción de jornada de cuatro días al mes para la mayoría de los empleados gubernamentales”, dijo la Directora Ejecutiva de la Junta Natalie Jaresko.

“Reconocemos que el Gobierno ha hecho progreso significativo en implementar medidas con sentido para ajustar el tamaño y los gastos del gobierno, en un esfuerzo para alinear los gastos con la dura realidad fiscal de Puerto Rico y para incentivar una participación mayor de desarrollo y empleo del sector privado. Sin embargo, se requiere una implementación completa para permitirnos alcanzar las metas en el Plan Fiscal certificado, el cual establece una reducción general del 30% en los gastos operacionales del Gobierno a lo largo de tres años”, dijo Jaresko.

En adición a la reducción de $441 millones en subsidios, los ahorros específicos que la Junta acreditó hacia el objetivo de $880 millones de ajuste incluyen $188 en medidas relacionadas a nómina y $33 millones en reducciones de gastos adicionales no relacionados a personal, explicó Jaresko.

De acuerdo al Plan Fiscal, el programa de reducción de jornada se mantendrá activo hasta tanto se cumplan dos criterios: (1) los ahorros requeridos de $218 millones se alcancen o se pueda esperar razonablemente que se lograrán en base al desempeño fiscal hasta la fecha y la proyección del año fiscal; y (2) la Junta determine en su única discreción que el Gobierno ha hecho progreso material y suficiente hacia la identificación de oportunidades, el desarrollo de planes y el comienzo de la ejecución de los cambios transformativos requeridos para adecuar
verdaderamente el tamaño del Gobierno.

Con relación al reciente anuncio por parte del Gobierno de que pretende implementar un Plan de Transición Incentivada, el cual podría producir ahorros significativos a largo plazo, la Junta reconoció que es un paso alentador en la dirección correcta, pero indicó que no podrá producir ahorro presupuestario alguno en el año fiscal 2018.

Certificación del plan fiscal para COSSEC con enmiendas [DOCUMENTO]

En la reunión, la Junta de Supervisión aprobó por unanimidad una resolución aprobando la certificación de un plan fiscal en cumplimiento, sujeto a ciertas enmiendas, para la Corporación Pública para Supervisión y Seguro de Cooperativas de Puerto (“COSSEC”) conforme PROMESA § 201(e).

La Junta determinó que el Plan Fiscal de COSSEC deberá enmendarse (1) para incluir análisis revisados de pruebas de estrés que repliquen el acercamiento de la Administración Nacional de Cooperativas de Ahorro y Crédito (National Credit Union Administration) ; (2) para incluir la un plan de implementación para el programa COOP-SELF; (3) para incluir un plan de reforma que redefina la misión y gobernanza de COSSEC; y (4) para delinear el alcance de las actividades que podrán atenderse a través de solicitudes externas de asistencia por parte de agencias federales o contratistas externos.

Además, la certificación del Plan Fiscal para COSSEC permaneció sujeta a tres condiciones adicionales que requieren enmiendas a estatutos vigentes: (1) enmendar la Ley Orgánica de COSSEC para proveer que durante la implementación del Plan Fiscal, el Gobierno constituya un comité compuesto por el Presidente de la Junta de COSSEC, el Director Ejecutivo de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF) y el Comisionado de Instituciones Financieras que prevalecerá sobre la junta de COSSEC y sus poderes (2) enmendar tanto la Ley de Cooperativas como la Ley Orgánica de COSSEC para autorizar a una cooperativa a emitir acciones preferidas en exceso de la cantidad de sus acciones comunes y para autorizar expresamente a COSSEC a vender los activos de una cooperativa a una entidad no-cooperativa en la eventualidad de que COSSEC ordene la liquidación, consolidación o fusión de dicha cooperativa; y (3) enmendar la Ley 220-2015 para que los poderes regulatorios de COSSEC sobre una cooperativa no estén limitados de ninguna manera por las inversiones de una cooperativa en bonos o notas emitidos por el Estado Libre Asociados o sus instrumentalidades.

La Junta solicitó específicamente que el Gobierno someta, dentro de 30 días, un plan para implementar las enmiendas y un plan fiscal revisado que cumpla con las medidas descritas e dichas enmiendas no más tarde de 15 días después.

Conclusión

“Hemos entrado en una nueva etapa importante en la implementación de PROMESA. Nos hemos movido de desarrollar un Plan Fiscal y un Presupuesto con ese plan, a la implementación del Plan Fiscal certificado. Los elementos claves del plan incluyen el ajuste del gobierno, la reforma de pensiones, la reforma del sistema de salud y la reforma de impuestos. Hoy, logramos movernos hacia adelante en dos de esas áreas, ambas críticas para lograr la disciplina fiscal en Puerto Rico”, concluyó Jaresko.

La grabación de la reunión, así como todo el material de interés público considerado durante la reunión, se colocará en la página web de la Junta de Supervisión tan pronto como sea posible luego de concluida la misma.

A %d blogueros les gusta esto: