Senado federal reactiva Subcomisión de Propiedad Intelectual con cargada agenda que propone reformas legislativas trascendentales

por el Lcdo. Giancarlo Colberg Ferrer (Ferraiuoli LLC)

El 7 de febrero de 2019, el Senado del Congreso de los Estados Unidos reactivó la Subcomisión de Asuntos de Propiedad Intelectual (en adelante, la “Subcomisión”), la cual está adscrita a la Comisión de lo Jurídico de este cuerpo. La Subcomisión está dirigida por el Senador Thom Tillis (Republicano de Carolina del Norte) y Chris Coons (Demócrata de Delaware). Su reactivación es una iniciativa de suma importancia, que pudiera provocar reformas vitales y trascendentales en las siguientes áreas que se encuentran bajo su jurisdicción: (1) la Oficina de Patentes y Marcas de los Estados Unidos (“USPTO” por sus siglas en inglés); (2) la Oficina de Derechos de Autor de los Estados Unidos (“USCO” por sus siglas en inglés); y (3) las funciones del Gobierno Federal en asuntos de patentes, derechos de autor, marcas y secretos comerciales.

El Senador Tillis, el 7 de febrero de 2019, en un mensaje público relacionado a la reactivación de la Subcomisión, estableció lo siguiente: “En los pasados años, nuestro país ha enfrentado diversos obstáculos en áreas de nuestro sistema de propiedad intelectual; desde el robo rampante por parte de actores como China, hasta la confusión entre innovadores e inventores sobre lo que es o no patentizable. Estos asuntos han causado que la economía de nuestra nación pierda billones de dólares anualmente y representa una amenaza al dominio mundial, a largo plazo, de nuestro país en el área de propiedad intelectual”1.

El 26 de febrero de 2019, la Subcomisión celebró su primera vista pública para examinar el informe anual de propiedad intelectual ante el Congreso por el Coordinador del Presidente de los Estados Unidos en asuntos de propiedad intelectual, el Sr. Vishal Amin. El Sr. Amin destacó lo siguiente para resumir las iniciativas de la administración Trump, hasta el momento, en asuntos relacionados con la propiedad intelectual:

Hemos lanzado una serie de mesas redondas de propiedad intelectual en la Casa Blanca, donde mi oficina reúne a la industria, las partes interesadas y los funcionarios gubernamentales para examinar los problemas de propiedad intelectual que afectan nuestra economía y para desarrollar nuevas iniciativas, examinar las prioridades legislativas y encontrar soluciones reales. Durante el 2018, llevamos a cabo mesas redondas sobre esfuerzos para prevenir el contrabando de automóviles, la protección de secretos comerciales, dispositivos ilícitos de transmisión, problemas internacionales de propiedad intelectual que afectan al sector biofarmacéutico y examinamos los problemas causados por envíos internacionales expeditos y de paquetes pequeños2.

En esta vista, por medio de su declaración de apertura, el Senador Tillis destacó las prioridades de la Subcomisión. La atención inmediata de la Subcomisión, según esbozó, se enfoca en los siguientes temas: (1) reforma a los estándares de elegibilidad de patentes; (2) modernización de la USCO; y (3) reforma a la Oficina de Apelaciones del USPTO para garantizar que los derechos sobre patentes se traten de la misma manera que todos los demás derechos sobre propiedades3.

El Senador Tillis, por otro lado, subrayó su interés en diversificar el área y el sistema de propiedad intelectual de los Estados Unidos. A estos efectos, afirmó lo siguiente: “[f]inalmente, quiero trabajar de la mano con el miembro de rango Coons y celebrar audiencias sobre cómo animaremos a más mujeres, personas de color, propietarios de pequeñas empresas e inventores a participar en nuestro sistema de propiedad intelectual. Con demasiada frecuencia la gente se queda atrás en nuestro sistema de propiedad intelectual. Un efecto devastador que le cuesta a nuestra economía miles de millones de dólares de crecimiento potencial”4.

Recientemente, el 30 de abril de 2019, la Subcomisión celebró una vista pública con motivo de la celebración del Día Internacional de la Propiedad Intelectual que se enfocó en la investigación del rol de la propiedad intelectual en los deportes y la seguridad pública. La vista, contó con la participación de, entre otros, NBA Properties, Inc. (dueña de la Asociación Nacional de Baloncesto, o “NBA” por sus siglas en inglés) y Endeavor (dueña de Ultimate Fighting Championship, o “UFC” por sus siglas en inglés, y de otras marcas en el área de talentos y deportes que incluyen Miss Universe y New York Fashion Week: The Shows). La discusión y enfoque de la misma, circuló los temas del aumento y peligro del contrabando de productos y la piratería de transmisiones de eventos deportivos. Entre lo discutido, se resaltó el peligro que representa la piratería para las compañías de deportes antes mencionadas. Esto se debe a que cada día estas compañías han dependido en mayor manera de herramientas de transmisión de contenido por medio del internet. La NBA resaltó, a estos efectos, lo siguiente:

Aunque actualmente no existe un modelo confiable para cuantificar con precisión el alcance de la piratería, un estudio de 2016 realizado por Acción Empresarial Contra la Falsificación y la Piratería (BASCAP) y la Asociación Internacional de Marcas (INTA) estimó que el valor de la piratería digital en la industria fílmica sería de $644 billones de dólares para el año 2022 (Frontier Economics, 2016)5 (énfasis nuestro).

Uno de los mayores obstáculos reseñados tanto por la NBA como por el UFC fue el frenar de manera ágil e inmediata las transmisiones ilegales de eventos en vivo por medio de internet. Esto se debe a que cada minuto que se transmite un evento de manera ilícita, representa una cuantía significativa de ingresos que se dejan de devengar por estas y muchas otras entidades. Aunque estas entidades han invertido recursos significativos para prevenir la piratería de su contenido (por medio de herramientas tales como el aviso y eliminación de contenido que infringe derechos de propiedad intelectual, provistas por el Digital Millenium Copyright Act o “DMCA”), considerando la falta de agilidad con la que se tiende a frenar este tipo de acto, las entidades consideraron que esta área amerita que el Gobierno provea herramientas más efectivas y ágiles. Por otro lado, la NBA y la UFC solicitaron que el Congreso considere aumentar la penalidad para la transmisión ilegal de contenido ya que al momento se codifica como un delito menos grave, que es una penalidad poco disuasiva para aquellos violando la ley6.

Ciertamente, la Subcomisión cuenta con una agenda cargada para atender diversos temas prioritarios en el área de la propiedad intelectual. Amerita, por ende, que nos mantengamos pendientes a las discusiones públicas que sus vistas generen y que podrían resultar en legislación de impacto trascendental a corto y mediano plazo en las leyes de propiedad intelectual.

¿Aún no estás suscrito a Microjuris? Házlo aquí¿Necesitas cumplir con tus créditos de Educación Jurídica Continua? Házlo en nuestra sección de cursos en línea.

A %d blogueros les gusta esto: