NOTICIAS

Puerto Rico podría estar listo para un Código Laboral

Conoce más sobre el tema.

Mucho se habla sobre los constantes cambios en el marco legal del mercado laboral. Todos estos cambios han venido acompañados de dudas y disputas legales. Ante esto, el licenciado Jaime L. Sanabria explicó en el podcast La Trinchera que en Puerto Rico podríamos estar listo para un Código Laboral, así como los beneficios de su implementación.

«En Puerto Rico estamos preparados ya para sentarnos a hacer un Código Laboral [y] y no tener todas estas leyes que hay en Puerto Rico desparramadas con distintas definiciones de patrono, empleado, con distintos requisitos numéricos, con distintos beneficios. Yo creo que debemos uniformar eso para darle coherencia al mercado, estabilizar y lograr, a lo mejor, aumentar esa taza de participación», sostuvo en el podcast La Trinchera, cuyo anfitrión es el abogado Christian Sobrino Vega.

Al explicar qué es un código, Sanabria sostuvo que «en el contexto de lo laboral, existe una diferencia entre un código y una recopilación. El código, como dijiste, es un conjunto de secciones que están conectadas las unas con las otras. Es coherente. Tienen una sola definición de lo que es persona. Una sola definición de lo que es matrimonio. Estamos hablando de Código Civil, por ejemplo. Una sola definición de lo que son hijos, de lo que es un testamento…».

«En lo laboral, tenemos muchas leyes sueltas. Muchas de estas leyes sueltas, tienen distintas definiciones de lo que es un patrono. Por ejemplo, hay una ley que dice que un patrono es aquel que tenga más de 15 empleados, pero hay otra que dice que es aquel que tenga más de 20. Hay otra que dice que es aquel que tolere que alguien trabaje y hay otra que dice que no es tan solo laboral, sino que le pagues a un empleado. Y cuando le pagues, se convierten en empleados», puntualizó al señalar la importancia de un Código Laboral en Puerto Rico.

«Es una complicación en el día a día laboral, tú asesorar patronos cuando tienes una ley que te aplica, otra ley que no te aplica. Cuando tienes unas disposiciones que sí y otras que no», continuó.

Sanabria, quien es profesor en la Escuela de Derecho de la Universidad de Puerto Rico (UPR), planteó que la figura de la persona contratista independiente es un ejemplo concreto para exponer la complejidad laboral.

«¿Tú sabes cuántas pruebas hay para saber si alguien es contratista independiente? Por lo menos, Christian, cuatro. Está el test de la realidad económica que se utiliza bajo una ley federal de horas y salarios. Está el test del Common Law, que se utiliza bajo la Ley del IRS. Los 10 principios… Está después el test de la prueba ABC, que se utiliza bajo la Ley de Desempleo […] Entonces, para añadir a esta complicación, en el 2017 con la Reforma Laboral se trae esta figura del contratista independiente y la presunción incontrovertible de lo que es un contratista independiente. Entonces, eso lo que te dice -esa presunción que está en la Ley 4 de 2017-, es que si tú pruebas unos criterios, automáticamente la persona es contratista y no se puede rebatir. Eso se trajo de Nevada».

Escucha el episodio completo aquí.