Colegio de Abogados y Abogadas solicita caso de Puerto Rico se refiera a Corte Internacional de Justicia

Colegio de Abogados y Abogadas solicita caso de Puerto Rico se refiera a Corte Internacional de Justicia

Mark Anthony Bimbela. Foto: Facebook

El Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico urgió esta semana a la Asamblea General de las Naciones Unidas que asuma jurisdicción sobre el caso de Puerto Rico y lo refiera a la Corte Internacional de Justicia. La petición se hizo en el contexto de la vista número 43 del caso de Puerto Rico ante el Comité de Descolonización, celebrada en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York.

“La realidad ineludible es que Puerto Rico es una colonia y la comunidad internacional ha sido inefectiva en denunciarla” manifestó el Presidente del Colegio, Mark Anthony Bimbela, en su ponencia la que leyó ante el Comité Especial, junto a un grupo de puertorriqueños que se dieron en Nueva York, incluyendo al Gobernador Alejandro García Padilla.

Lee la ponencia (PDF)

El presidente del Colegio denunció que “hace once días, el Tribunal Supremo de Estados Unidos decidió el caso de Commonwealth v. Sánchez Valle en donde igualó a Puerto Rico con un mero “municipio de uno de los Estados. Dicho caso determinó que, a pesar de la Constitución de 1952, el poder último sobre toda decisión en Puerto Rico descansa en los poderes plenarios del Congreso”, explicó el letrado. Así también, hace subrayó que hace “cuatro (4) días después el mismo Tribunal decidió Commonwealth v. Franklin, resolviendo que el Capítulo 9 de la Ley Federal de Quiebras no cobija a Puerto Rico, pero tampoco lo autoriza a presentar su propia legislación para proteger sus finanzas. En ese sentido, la sumisión de nuestro país a las leyes de Estados Unidos –ejemplo clásico de dominación colonial– provoca que Puerto Rico permanezca en un total estado de indefensión”.

Por otro lado, la ponencia presentada por el Colegio ante el Comité condenó que el gobierno de Estados Unidos haya hecho una falsa representación sobre la realidad política de Puerto Rico ante la comunidad internacional en el 1953. “Durante años, Estados Unidos no ha querido inmiscuirse en los trabajos de este Comité, alegando que el asunto de Puerto Rico es uno puramente doméstico. Esta ocasión es diferente, pues por primera vez en 118 años de coloniaje, las tres ramas de gobierno norteamericanas admiten al unísono que Puerto Rico sí es una colonia. A tales efectos, la admisión de Estados Unidos nos lleva a concluir que en el 1953 las autoridades norteamericanas mintieron a las Naciones Unidas. En ese sentido, ellos mismos han hecho de este caso uno de Derecho Internacional y de Derechos Humanos, sobre el cual la Asamblea General de la ONU tiene amplia jurisdicción”, recalcó el presidente de la abogacía en Puerto Rico.

En el contexto anterior también se planteó que “no puede haber pacto bilateral alguno si una de las partes es la que decide al final del día: (1) el tipo de delitos que la fiscalía puede procesar; (2) el control de las fronteras nacionales; (3) qué industrias de cargas marítimas entran a los puertos; (4) el material con el que se construyen las carreteras; y (5) hasta el precio de la leche y otros alimentos. Esa no es la soberanía que el derecho internacional define, sino el máximo acto de coloniaje que ese mismo derecho internacional proscribe”, lee parte de la ponencia del Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico.

Como parte de los reclamos hechos al Comité Especial, dirigidos en parte a Estados Unidos se encuentran:

  1. Que se exima a Puerto Rico de la aplicación de sus leyes de cabotaje;
  2. la pronta liberación de nuestro prisionero político Oscar López Rivera;
  3. la abstención del gobierno de Estados Unidos de intentar implantar la pena de muerte en Puerto Rico;
  4. la entrega de toda la información que tiene ocupada el gobierno de Estados Unidos sobre los asesinatos políticos de Carlos Muñiz Varela y Santiago Mari Pesquera; y
  5. se denuncia la imposición despótica del Congreso de una Junta Federal de Control Fiscal sobre los asuntos económicos del país.

Bimbela finalizó exigiendo acción final de la Asamblea General, y que refiera el caso de Puerto Rico -mediante opinión consultiva- a la Corte Internacional de Justicia, que permita delimitar en derecho la situación política de Puerto Rico y la legalidad de su relación colonial con Estados Unidos. “Cuarenta y tres (43) años de vistas son más que suficientes; y más de 500 años de coloniaje es un crimen que ha quedado impune ante la mirada indiferente del coro de las naciones libres del mundo” concluyó.

Este año es la vista número 43 del Comité Especial de Descolonización de las Naciones Unidas, y se dan en el contexto de las recientes decisiones del Tribunal Supremo de Estados Unidos sobre la falta de poderes soberanos de Puerto Rico, y de la aprobación de la Cámara de Representantes federal de una Junta de Control Fiscal sobre el país.

El Comité de Descolonización de la ONU aprobó esta semana una resolución que respalda el derecho de Puerto Rico a la libre auto-determinación, en una sesión en la que escuchó cerca de 60 ponentes.

 

A %d blogueros les gusta esto: