Demandan como clase a HCOA Fitness por cobrar cuotas durante pandemia

Visita nuestro Observatorio COVID-19 en Puerto Rico

Un grupo de ciudadanos demandaron como clase al gimnasio HCOA Fitness por incumplimiento de contrato y daños y perjuicios.

Los demandantes, que esperan que el tribunal certifique la demanda como una de clase, son miembros de algunos de los 14 gimnasios que permanecen cerrados desde que entró en vigor el toque de queda a partir de las órdenes ejecutivas de la gobernadora Wanda Vázquez Garced.

Los miembros del gimnasio alegan que HCOA Fitness, “aprovechándose de poseer la información de pago de los demandantes y miembros de la clase, ha continuado cobrándoles a estos la totalidad de la cuota mensual de membresía, a pesar de tener el 100% de sus gimnasios cerrados”.

Los demandantes también señalan que HCOA, “en un acto de mala fe, deliberada e intencionalmente ha diseñado y ejecutado un esquema para dificultar e impedir que los demandantes y miembros de la clase puedan liberarse de pagar las cuotas de membresía”.

También señalan que durante el tiempo que los 14 gimnasios han permanecido cerrados, la demandada HCOA pudo cobrar aproximadamente $1.5 millones mensuales a los demandantes y miembros de la clase.

Los demandantes le solicitaron al tribunal que ordene al gimnasio “devolverle el dinero a los demandantes y miembros de la clase a certificarse todas las cuotas mensuales que les ha cobrado mientras el 100% de sus gimnasios han permanecido cerrados, cantidad que se estima en una suma no menor a $3 millones, más los intereses que ese dinero cobrado ilegalmente haya generado”.

Además, solicitaron que se concedan los daños a favor de los demandantes y los miembros de la clase “a certificar en exceso de $6 millones, más intereses y honorarios de abogado”.

También solicitaron un interdicto preliminar y permanente que prohíba al gimnasio continuar cobrándole, directa o indirectamente, a los demandantes y miembros de la clase las cuotas de membresía durante el período en que sus gimnasios permanezcan cerrados.

Los demandantes peticionaron un interdicto preliminar y permanente que le prohíba al gimnasio referir a las agencias de crédito a los miembros por falta de pago.

Vea la demanda completa aquí.

¿Aún no estás suscrito(a) a Microjuris? Házlo aquí. ¿Necesitas cumplir con tus créditos de Educación Jurídica Continua? Házlo en nuestra sección de cursos en línea.

A %d blogueros les gusta esto: