Decisión del Tribunal Supremo de Puerto Rico

Lucha de separación de poderes por nuevo reglamento de subastas en el Supremo

In Re Reglamento de SubastaDescarga el documento: In re: Reglamento de Subastas de la Rama Judicial

Dos informes recientes de la Oficina del Contralor revelaron una serie de irregularidades en los procesos de subastas de la Rama Judicial. La Oficina del Contralor detalló varios hallazgos relacionados a un contrato otorgado entre la Oficina de Administración de los Tribunales (OAT) y una corporación privada para el arrendamiento de los edificios donde ubican las oficinas de la OAT y del Tribunal de Apelaciones.

La mayoría del Tribunal, mediante Resolución, indicó que la Convención Constituyente estableció en el artículo 7 de la sección V de la Constitución la intención de traspasar al Tribunal Supremo la facultad de administrar los tribunales de Puerto Rico. Indicaron que es el pleno del Tribunal Supremo el que formula las reglas administrativas de toda la Rama Judicial. Señalaron que al Juez Presidente solamente se le delegó el poder de “ejecutar” las reglas adoptadas por el pleno del Tribunal Supremo.

Conforme a esto, se le ordenó al Secretariado de la Conferencia Judicial someter en seis meses un borrador de un nuevo reglamento de subastas para la Rama Judicial que atienda la problemática manifestada por el Contralor. Por otro lado, se ordenó modificar la composición de la Junta de Subastas. El nuevo reglamento deberá sustituir al representante del Tribunal Supremo por un representante del interés público que no mantenga un vínculo con la Rama Judicial.

La Hon. Mildred Pabón Charneco emitió un voto particular de conformidad. Esbozó que previamente algunos jueces levantaron la voz de alarma sobre dicho particular y que lamentablemente los reclamos no fueron atendidos. También indicó que era desafortunado el voto disidente de la propia Jueza Presidenta, Hon. Liana Fiol Matta. Fiol Matta puntualizó que la acción tomada por el Tribunal representa otra medida necesaria para forjar nuevos caminos en la administración de la rama judicial. Señaló que la rama judicial se ha refugiado en la oscuridad y en el conformismo por mucho tiempo.

La Hon. Liana Fiol Matta emitió un voto particular disidente al cual se unen la Hon. Anabelle Rodríguez Rodríguez y la Hon. Maite Oronoz Rodríguez. Indicó que el artículo 7 de la sección V dispone que la Rama Judicial está “… [Sujeta] a las leyes relativas a suministros, personal, asignación y fiscalización de fondos, y a otras leyes aplicables en general al gobierno”. Esto significa que la Legislatura puede reglamentar y fiscalizar la forma en que la Rama Judicial utiliza los fondos públicos. En virtud de dicha facultad, se aprobó la Ley 345 de 2000 que le delega exclusivamente la tarea al Juez Presidente de aprobar un reglamento para la realización de subastas. Acentuó que en los asuntos de manejos de fondos públicos, el Tribunal Supremo no posee el poder de administrar la Rama Judicial de forma exclusiva. También manifestó que sí está de acuerdo en que hay que reevaluar el reglamento de subastas de la Rama Judicial.

Reseña por Joel Pizá Batiz

 

A %d blogueros les gusta esto: