NOTICIAS

Kylie v. Kylie: batalla por un nombre

Kylie v. Kylie: batalla por un nombre
Portada del álbum “Let’s Get To It” de Kylie Minogue

Kylie y Kendall Jenner son las empresarias más jóvenes del imperio Kardashian. Durante el pasado año, Kendall, 19, ha logrado ser reconocida mundialmente como una supermodelo. Su hermana de 17 años, Kylie, es autora de novelas de ficción para adolescentes y tiene más de 23 millones de seguidores en Instagram. Bajo la marca “Kendall & Kylie”, ambas producen una línea de zapatos y ropa que está disponible para la venta en Nordstrom y PacSun.

Anticipando la expansión de su línea de moda, las hermanas Jenner han solicitado el registro de varias marcas ante la Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos. Algunas de las marcas solicitadas son: «Kendall & Kylie», «Kendall Jenner» y «Kylie Jenner». En conjunto, las solicitudes cubren un sinnúmero de productos y servicios. Sin embargo, la solicitud más interesante es para la marca “Kylie” relacionada a una “celebridad, actriz y modelo que provee entretenimiento mediante una red global de computadoras para los campos de moda y cultura popular” (traducción nuestra).

La protección de marcas compuestas de nombre y apellido es una práctica común. Sin embargo, la protección de un solo nombre como marca puede resultar más difícil. Este tipo de solicitud requiere evidencia de que 1) la persona que solicita la marca es reconocida ampliamente por un solo nombre y 2) no hay probabilidad de confusión con alguna otra persona o entidad que utilice el mismo nombre para los mismos productos o servicios. Elvis, Cher y Madonna son ejemplos de nombres sin apellidos para los que se ha logrado protección.

Aunque Kylie Jenner es reconocida en la cultura popular contemporánea como “Kylie”, desafortunadamente para ella, la cantante Kylie Minogue provee servicios de entretenimiento desde el 1986, más de 10 años antes de que Kylie Jenner naciera. Particularmente, el álbum de debut de Minogue se titula “Kylie”. Además, su gira mundial de conciertos del 2002 se tituló “Kylie Fever 2002” y en el 2007 produjo el especial de televisión “The Kylie Show”.

El equipo legal de Jenner debe tener conocimiento del uso anterior de la marca por parte de Minogue. La inclusión de “red global de computadoras” como parte de la solicitud parece ser un intento de distinguir los servicios que ambas celebridades proveen. ¿Será ese detalle suficiente para distinguir los productos ante los ojos del oficial que examine la solicitud de Jenner? Si el examinador rechaza la solicitud, ¿Jenner argumentará que Minogue ha abandonado la marca? o ¿Minogue pedirá la cancelación de la solicitud de Jenner?

Cualquiera que sea el resultado del proceso de solicitud, esta situación posee los ingredientes para producir una batalla entre dos rivales con suficientes recursos para llevar la disputa hasta el Tribunal Supremo de los Estados Unidos. Aunque no podemos predecir el resultado final, estamos seguros que capturará la atención del público en general.

por el Lcdo. Ariel C. Rivera-Vicente, Ferraiuoli LLC