Anuncian proyecto piloto “SAFE Hospital” para fortalecer prácticas médico forenses en casos de violacion

Como parte de un trabajo conjunto que beneficiará a las sobrevivientes de abuso sexual, el Centro Salud Justicia de Puerto Rico y el Departamento de Justicia, anunciaron a través de una conferencia de prensa, el proyecto piloto “SAFE (Sexual Assault Forensic Exam) Hospital” que busca fortalecer las prácticas médico forenses en casos de agresión sexual.

La conferencia de prensa se llevó a cabo en un anfiteatro de la Escuela de Medicina San Juan Bautista. Presentado la iniciativa estuvo Linda Laras, directora del Centro Salud Justicia de Puerto Rico, que además informó que recibieron fondos del Departamento de Justicia federal a través de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres (OPM) para la creación de una Línea de Ayuda exclusiva para víctimas de agresión sexual.

¿Aún no estás suscrito a Microjuris? Házlo aquí¿Necesitas cumplir con tus créditos de Educación Jurídica Continua? Házlo en nuestra sección de cursos en línea.

“Este proyecto refuerza la intervención médico forense de varias formas: ofreciendo adiestramiento especializado. Trajimos especialistas en medicina forense del California (Clinical) Forensic Medical Training Center y estuvieron una semana con médicos y enfermeras. Esto no solo queda ahí porque los adiestramientos no son suficientes”, dijo Laras.

El Centro Salud Justicia de Puerto Rico recibió $1.2 millones provenientes del Programa de Asistencia a Víctimas del Crimen. Con esos fondos se obtuvieron cámaras para poder tomar fotos relacionadas a la evidencia recopilada al momento y preservarla; “swab dryers” para poder secar hisopos en un ambiente controlado para poder guardarlos de forma segura para ser procesados eventualmente; y luces ultravioleta que permiten observar sustancias como saliva y semen.

El equipo se entregó a centros de salud que forman parte del proyecto “SAFE Hospital”, el cual fomenta la prestación de servicios médicos forenses a víctimas de violencia sexual. Además se les proveyó adiestramiento a los profesionales de la salud de los hospitales HIMA San Pablo de Bayamón; Puerto Rico Children’s Hospital de Bayamón; Hospital Ryder Memorial en Humacao; Hospital Castañer en Lares; Hospital San Carlos en Moca; Hospital Bella Vista en Mayagüez; Hospital Menonita en Caguas; HIMA San Pablo en Caguas; y HIMA Surgery Center, en Caguas. Este adiestramiento tiene como propósito que estos profesionales fortalezcan sus destrezas de intervención, fomentando un trato digno y compasivo, ofreciendo un servicio sensible y comprensivo para contribuir a minimizar la revictimización y darles confianza a las víctimas para que busquen ayuda

“Estos fondos nos permiten proveer equipo especializado a instituciones hospitalarias que se han unido al proyecto piloto de ‘SAFE Hospital’ para realizar pruebas precisas y poder preservar la prueba forense que se adquiere de las víctimas de agresión sexual”, dijo Laras.

Como parte de otros fondos federales provistos por el Departamento de Justicia federal gestionados a través de la Oficina de la Procuradora de las Mujeres (OPM), se asignaron $241,402.80 de fondos VAWA (Violence Against Woman’s Act) al Centro Salud Justicia para la creación de una línea telefónica de orientación exclusiva para víctimas de agresión sexual que estará disponible los siete días de la semana, 24 horas.

La procuradora de las Mujeres, Lersy Boria Vizcarrondo, precisó que con estos fondos, se contratarán dos manejadores de línea, tres operadores que permitirán cubrir los tres turnos, un trabajador social y una directora con peritaje en el manejo médico forense de las víctimas de agresión sexual. La línea es (787) 337-3737 y comenzó a operar el 15 de abril de 2019.

A %d blogueros les gusta esto: