Cine jurídico NOTICIAS

4 películas que no tienen que ver con derecho (aunque no lo parezca)

¿Las conoces?

Esta es una conversación compleja, pero…. ¡Hay muchas películas o series que dicen ser sobre la abogacía, pero no tienen nada que ver con el derecho!

Por eso, decidimos hacer una lista de nuestro Top 4 de películas de que no tienen nada que ver con derecho, aunque parezca lo contrario. Ustedes nos dirán qué piensan.

1. How to Get Away with Murder (serie)

Lo sentimos. Las personas que ejercen como docentes en las escuelas o facultades de derecho no le involucrarán en sus problemas a personas para resolver un asesinato.

Las cosas no funcionan así. El primer año de derecho se trata de aprender otro idioma y otra forma de ver la vida, no de resolver crímenes.

¿Necesitas cumplir con tus créditos de Educación Jurídica Continua? Hazlo en nuestra sección de cursos en línea.

2. Law and Order (serie)

Las personas que ejercen la defensa en los procesos penales aclararían que el problema de esta serie es que principalmente plantea dos concepciones que no son del todo ciertas:

  • que los castigos se ajustan a los delitos
  • que la justicia es ciega (no mira colores, clases o género)

3. Philadelphia (película)

Para presentar una objeción en un juicio, hace falta una justificación legal.

Sin embargo, ni una sola objeción en la película Philadelphia proporciona algún fundamento legal para plantear la objeción. Se limitan a decir «objeción» durante toda la película.

4. The Devil’s Advocate (película)

La escena del abogado interrogando a la menor de edad es emocionalmente impactante, pero si hubiese ocurrido en la vida real, seguramente se hubiese llevado -al menos- un regaño del tribunal.

Las personas que ejercen la abogacía tienen un Código de Ética por el que se deben regir, no pueden empezar a gritarle a una menor de edad en un interrogatorio.

5. Casi cualquier película legal*

Las personas testigos o quienes ejercen la abogacía no pueden entrar a dar discursos cada vez que se les antoja. Así no funciona el juego.

A menos que la persona juzgadora otorgue un espacio para este detalle, quienes asisten como testigos (particularmente) deben limitarse a contestar lo que le preguntan.

¿Ya te suscribiste a Microjuris?

1 comentario

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: