Evidencia en The Central Park Five (2012)

Every now and again, we get a look, usually no more than a glimpse, at how the justice system really works. What we see before the sanitizing curtain is drawn abruptly down is a process full of human fallibility and error, sometimes noble, more often unfair, rarely evil but frequently unequal, and through it all inevitably influenced by issues of race and class and economic status. Such a moment of clear sight emerges from the mess we know as the case of the Central Park jogger. – Sydney Schanberg (The Village Voice, 2002).

The Central Park Five (2012)

Fotograma del documental The Central Park Five (2012)

El 19 de abril de 1989, una maratonista conocida como Trisha Meili fue asaltada y violada en el Parque Central de la ciudad de Nueva York. Este crimen, que se convirtió en uno de los casos más controversiales de dicha ciudad, es el tema del documental The Central Park Five (2012). La obra cinematográfica —dirigida por Ken Burns, Sarah Burns y David McMahon— narra la historia de cinco jóvenes negros e hispanos que fueron condenados por un crimen que no cometieron. El documental examina el proceso por el cual a pesar de la falta de evidencia genética, Kharey Wise, Antron McCray, Kevin Richardson, Raymond Santana y Yusef Salaam fueron encontrados culpables y cumplieron casi todas sus sentencias completas. No fue hasta 13 años después del delito grave que el verdadero culpable, Matias Reyes, confesó el crimen y los cinco jóvenes fueron liberados y librados de todo cargo impuesto anteriormente.

Desde la perspectiva legal, la historia del caso es de sumo interés. El documental investiga cómo, a pesar de ciertas discrepancias jurídicas en el caso relacionadas a la evidencia y el nivel de veracidad de la misma, el juicio culminó con la convicción de cinco inocentes. Entre los aspectos más relevantes, se presenta la importancia de la evidencia genética para determinar la culpabilidad de un acusado, especialmente cuando se trata de un asalto sexual. Pero en este caso, no fue así. Cuando se examinó la evidencia genética, no se encontraron rastros de la sangre de la víctima en ninguno de los cinco jóvenes. Más importante aún, el semen que se encontró en Trisha Meili no correspondía a ninguno de ellos. A pesar de la falta de evidencia fueron procesados.

Evidencia, ponte al día con estos cursos en líneaDescubrimiento de información electrónica en la jurisdicción federal — Impugnación de evidencia electrónica bajo la Regla 901 de las de evidencia — Descubrimiento de información electrónica en Puerto Rico  

El documental examina el contexto histórico del caso y su rol en el veredicto final porque a principios de los noventa, la ciudad de Nueva York estaba marcadamente dividida en clases sociales y contaminada de prejuicio racial. Se podía trazar una línea imaginaria entre el sector más privilegiado de Wall Street y el otro, menos privilegiado, de áreas como el Bronx y Harlem. La noche del crimen, sin embargo, el Parque Central estaba poblado de jóvenes de diferentes sectores de la ciudad como era la costumbre. Algunos de ellos estaban cometiendo ciertas actividades ilícitas y otros, como era el caso de los cinco jóvenes mencionados, buscaban jugar baloncesto y compartir entre amigos. Una vez la policía llegó al parque, procedió a detener y arrestar a cualquier joven que veía. El interrogatorio de los detenidos escaló rápidamente con preguntas sobres delitos como el asalto de un vagabundo al incidente de Trisha Meili. Los detectives querían al culpable, ya que este incidente estaba causando tanta controversia en la ciudad. Los cinco jóvenes fueron interrogados por más de 24 horas, y al final de todo, con una promesa falsa de que “volverían a sus casas”, los detectives los engañaron para que ofrecieran testimonio de una historia ficticia de los eventos que ocurrieron esa noche, incriminándolos por el asalto de Trisha Meili. No fue hasta la confesión de Matias Reyes en el 2002 que el tribunal de Nueva York reconoció la gravedad del error de su convicción.

El documental The Central Park Five está disponible en Netflix Instant y además de estos temas jurídicos, explora otros temas de interés como la situación de las distintas clases sociales viviendo en Nueva York en la década del noventa y como la prensa puede manipular y hasta falsificar detalles legales y detalles sobre la vida de aquellos involucrados en el caso.

por Héctor Meléndez Franco

A %d blogueros les gusta esto: