Consumidores presentan demanda de clase a tienda que imprimió números de tarjetas en recibos de compra

La tienda The Body Shop LLC, ubicada en la ciudad de Nueva York, enfrenta una demanda de clase en Nueva York por haber impreso en los recibos emitidos a cada cliente, los diez dígitos de su tarjeta, lo que pudo haberlos expuesto a robo de identidad.

Consumidores presentan demanda de clase a tienda que imprimió números de tarjetas en recibos de compraLa demanda se presentó bajo Ley para las Transacciones de Crédito Justas y Exactas (“Fair and Accurate Credit Transactions Act”) y expone que un cliente se dio cuenta de que en el recibo de la compra que hiciera el pasado 7 de diciembre, la tienda imprimió un recibo con los primeros seis y últimos cuatro dígitos de su tarjeta de crédito. Según la ley antes mencionada, las tiendas sólo pueden plasmar en papel los últimos cinco dígitos de una tarjeta de débito o crédito de algún cliente.

La razón por la cual el Congreso de los Estados Unidos ha establecido esta regla es con el propósito de proteger a los consumidores para que no sufran robo de identidad, fenómeno que ocurre con mayor propensión en ocasiones en que se ofrece mucha información personal.

“La violación desenfrenada por parte del demandado, es equivalente a haberle entregado a un ladrón de identidad la tarjeta de crédito de sus clientes. Multiplica esa violación por miles, cientos de miles o millones de veces y el demandado ha creado una bonanza criminal para los ladrones de identidad a través de todos los Estados Unidos”, explicó Robert Lash, abogado del demandante.

La responsabilidad de la empresa, según los demandados, es mayor dado a que ya se les había comunicado sobre la necesidad de atender el asunto, eliminar la forma en que se plasmaba la información de los clientes en sus recibo, comunicaciones que ignoraron incumpliendo la ley.

El demandado persigue obtener daños desde 100 a 1,000 dólares por cada ocasión en que se imprimió un recibo con la información prohibida. La clase se compondría de los clientes de The Body Shop que utilizaron una tarjeta de crédito o débito en una de sus tiendas en los Estados Unidos.

Por su parte, el Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO) advirtió sobre riesgo de robo de identidad mediante el uso de tarjetas de crédito o débito en caso de ciudadanos que hayan realizado compras en línea a Bailey’s Incorporado, que se especializa en venta de sierras eléctricas y equipo de poda, entre otras mercancías. La empresa notificó que “desde el 25 de septiembre de 2015 hasta enero de 2016” una persona no autorizada “tuvo acceso remoto a información confidencial de dicho comercio”, indicó el DACO.

Según reportó Bailey’s, la información de tarjetas de débito y crédito revelada incluye el nombre del tarjetahabiente, el número de cuenta, el código de seguridad y la fecha de expiración, señaló la agencia estatal en su página electrónica.

Durante el pasado mes de noviembre la empresa de ropa Zara transigió una demanda por 1.6 millones de dólares a favor de personas que realizaron compran en sus tiendas entre el 17 de diciembre de 2014 al 27 de abril de 2015. La demanda fue presentada por una violación de la Ley de Informe de Crédito Justo (“Fair Credit Reporting Act”), tuvo como origen la negligencia de las tiendas al incluir en los recibos de compras todos los dígitos de sus tarjetas de crédito. Por ello, todas las personas que compraron en algún punto de venta de Zara en los Estados Unidos que hayan recibido un recibo en donde se muestren los primeros seis dígitos de su tarjeta de crédito, pueden ser parte de esta demanda.

Cuídate de no sufrir robo de identidad

¿Cuáles son los métodos más comunes, utilizados para el robo de identidad; y ¿cómo puedes protegerte?

El robo de identidad o el fraude de identidad son términos utilizados para referirse al acto en que una persona se apropia de la información personal de otra y la utiliza de alguna forma que involucre fraude o engaño para obtener, principalmente, un beneficio económico.

Según el Departamento de Justicia de los Estados Unidos, la mayoría de las personas no se da cuenta de cuan fácil es llevar a cabo el robo de identidad. Algunos ladrones de identidad buscan documentos con importante información en los basureros, o hacen “shoulder punching”, lo que significa que observan a sus víctimas mientras por ejemplo, estos hacen alguna llamada y aprietan botones o revelan información o cuando utilizan su tarjeta de crédito en alguna tienda o para extraer dinero de alguna máquina. Por otro lado, hay ladrones que interceptan los sobres de tarjetas de crédito pre-aprobadas e intentan activarlas para su uso.

Para evitar el robo de identidad se deben adoptar medidas tales como: no ofrecer información a ninguna persona que llame a su hogar aunque se identifique como funcionario de algún banco, no imprimir demasiada información personal en documentos que se vayan a ofrecer a otras personas, como cheques personales etc.; si le llaman solicitando su información para algún premio o para una tarjeta de crédito, pida que le envíen un formulario de solicitud por escrito.

Además, no permitir que personas no allegadas busquen su correo, si estará ausente, buscar una persona de confianza que lo busque y guarde. Si usted tiene que llamar por teléfono a alguien mientras está de viaje para transmitir información financiera personal no lo haga en una cabina de teléfono abierta o en voz alta, mejor espere hasta que esté en un lugar menos público para llamar; siempre revise sus estados de cuenta para detectar cargos no autorizados; pida periódicamente un informe de crédito, que debe enumerar todas las cuentas bancarias y financieras bajo su nombre, y proporcionará otras indicaciones acerca de si alguien ha abierto o utilizado alguna cuenta en su nombre por error.

Mantener un registro detallado de sus operaciones bancarias y cuentas financieras

A pesar de que las instituciones financieras están obligados a mantener copias de los cheques, transacciones de débito y transacciones similares durante cinco años, debe conservar sus estados de cuenta mensuales y cheques por al menos un (1) año, si no más. Si necesita disputar un cheque o transacción en particular, sobre todo si pretenden tener sus firmas sus registros originales, será inmediatamente accesible y útil para las instituciones que se hayan contactado.

A %d blogueros les gusta esto: