Japón reconoce el derecho al olvido de ofensor sexual infantil convicto

Japón reconoce el derecho al olvido de ofensor sexual infantil convictoJapón reconoció finalmente el “derecho al olvido” en la Internet de los individuos, luego de que una orden judicial obligara a Google a remover las noticias publicadas acerca de un hombre que fue arrestado por abuso sexual, ya que de acuerdo al juez, este merece la oportunidad de reconstruir su vida sin que su récord criminal le afecte.

Antes de las decisión, varios tribunales inferiores habían determinado que se debe remover cierta información estrictamente por razones de privacidad. No obstante, esta nueva decisión del Tribunal de Distrito de Saitama, es la primera que cita el “derecho al olvido” consagrado en la ley de la Unión Europea – que demanda la remoción de información personal publicada en la Internet.

Se espera que esta decisión provoque el inicio de un álgido debate en Japón sobre si las autoridades deban reconciliar el derecho de un individuo a que se elimine información pública de un delito cometido en un pasado distante, con los derechos de libertad de información o libertad de prensa.

Según el periódico The Guardian, al dictar el fallo el juez, Hisashi Kobayashi, dijo que dependiendo de la naturaleza del delito las personas deben poder someterse a la rehabilitación con una página limpia en la Internet, después de que haya transcurrido un período de tiempo determinado.

“Los criminales que fueron expuestos al ojo público debido a informes de su detención en los medios, tienen derecho a los beneficios de que se respete su vida privada y que puedan llevar a cabo su rehabilitación sin obstáculos”, dijo Kobayashi en entrevista con la agencia de noticias Kyodo.

Kobayashi añadió que era difícil vivir una vida normal “una vez que la información se ha publicado y compartido en la Internet, lo que debería tenerse en cuenta al determinar si (la información) debe suprimirse”.

El hombre, que no ha sido identificado, exigió que Google retire informes publicados en Internet hace más de tres años que detallan su detención y condena por violar las leyes de prostitución y pornografía infantil, por el que fue condenado a una multa ¥ 500,000 ($4386). Este se quejaba de que el caso aparecía cada vez que su nombre y dirección se introdujeran en la búsqueda de Google.

 

A %d blogueros les gusta esto: